INICIO PÁGINA PRINCIPALE-MAILCHATFOROSBUSCADORPOSTALESCOMPRAS; Tienda VirtualAMIGOS Y CONTACTOSTVRADIO
Nacionales
Internacionales
Colombianos
en el Exterior
La Selección
Foros
Finalización
Apertura
Ascenso
Copa Sudamericana
Copa Libertadores
Liga de Campeones
+ ESPECIALES Y TORNEOS
Deportes
Entrevistas
Encuestas
Informes
Especiales
 
Aguirre presenta disculpas a Colombia.

  (8/2/2001) : El seleccionador nacional de México, Javier Aguirre, aceptó con la hidalguía de los hombres de honor, su lamentable error de manifestar en el Aeropuerto de Ciudad de México, que la Copa América Colombia 2001 estaba diseñada para que la ganara el equipo anfitrión. Se encargó de comunicarse personalmente con los medios radiales de Colombia, para presentar sus más sinceras disculpas por las declaraciones impertinentes. El pueblo colombiano las acepta con la humildad que siempre nos ha caracterizado.

"No se puede poner en duda el título de Colombia en la "Copa de la paz”, el primer agradecido por el buen trato en tierra colombiana soy yo, que disfrute con mi familia el cálido aprecio de los colombianos a a mis dirigidos", fueron las primeras palabras del “vasco” Aguirre, que aceptó dejarse llevar por el dolor de su derrota en la final y el escaso tiempo como técnico para medir las palabras.

"No medí la dimensión de mis palabras y sé que no fue una declaración afortunada. Estoy arrepentido y pido disculpas al pueblo colombiano, a su presidente, Andrés Pastrana, al técnico Francisco Maturana y sus jugadores, porque no se puede poner en duda el título de Colombia en la "Copa de la paz"", dijo el técnico Aguirre desde Ciudad de México a la radio colombiana.

El entrenador azteca reiteró que el once cafetero "fue el equipo más parejo durante todo el torneo" y consideró que es "un digno campeón". "Eso es obvio, salta a la vista y yo no soy quién para minimizar lo hecho por Colombia. Mis errores no pueden empañar ese título, que fue justo y bien merecido para el equipo de "Pacho"", insistió Aguirre.

El timonel azteca no quiso polemizar por una supuesta conducta antideportiva en la que incurrió durante la final y que denunció la víspera el entrenador de arqueros del once cafetero, Pedro Zape, quien afirmó a la radio mexicana que Aguirre le había ordenado a tres de sus jugadores que "le rompieran la pierna" al creativo Giovanni Hernández, al que el técnico insultó al llamarlo "colombiano muerto de hambre".

"Eso queda dentro del terreno de juego. Por supuesto son declaraciones que no tienen sustento. El fútbol es un juego de hombres, donde se pega, se recibe, se dicen cosas, pero de ahí no pasa. Creo que se quiere seguir haciendo ruido a mi equivocación", afirmó "El Vasco" Aguirre.

El adiestrador aplaudió el fútbol practicado por la selección colombiana y dijo que su nivel es bueno, y le auguró un buen futuro en el tramo final de las eliminatorias mundialistas sudamericanas. "Colombia es un equipo serio, compacto, sólido y de buen funcionamiento y le veo mucho futuro", puntualizó.

Aguirre dijo el pasado lunes a su llegada a México, luego de haber perdido con los cafeteros la final (1-0) del torneo de selecciones más antiguo del mundo, que "la Copa estaba diseñada para que la ganara Colombia" y que el juez central del partido, el paraguayo Ubaldo Aquino, había perjudicado a su equipo.

De inmediato, el presidente Pastrana rechazó la declaración del técnico y la consideró de "lamentable" y dijo que ésta era una clara manifestación de "no saber perder o no aceptar la derrota" por parte de Aguirre.

Asimismo Maturana reflejó su tristeza ante los periodistas por el concepto que emitió su colega y señaló que "la imagen que tenía de él se me desvirtúa, porque lo que conocí de Aguirre fue trabajo, seriedad y respeto".

La prensa colombiana también se unió al malestar que generaron las apreciaciones de Aguirre e incluso algunos comentaristas sugirieron que éste fuera llamado a comparecer ante la justicia para que sustentara sus afirmaciones.

El estratega espera retornar a Colombia con el mismo aprecio con que se fue y que el perdón del pueblo colombiano sea aceptado para estrecharle la mano a quien considera uno de los mejores técnicos del continente, Francisco Maturana.