INICIO PÁGINA PRINCIPALE-MAILCHATFOROSBUSCADORPOSTALESCOMPRAS; Tienda VirtualAMIGOS Y CONTACTOSTVRADIO
Colombia.com

Palabra clave
 
Memo Orozco:
El teatro según Memo Orozco
Colombia.com (02/Mar/2007): La cita fue en el Teatro Leornardus: allí esperaba Memo Orozco, humorista conocido por los programas “El fenómeno del niño”, “El Último Grito” y “El Expreso del Humor”.

En el camerino, el artista, argentino de nacimiento, concedió la entrevista a COLOMBIA.COM justo después de presentar su stand up comedy “Hasta que la muerte nos separe”, escrito y dirigido por él mismo.

Memo es un hombre fresco, sin tapujos que dice las cosas como son: para él, el teatro no es un negocio, ni la televisión, ni nada, sólo son parte de su vida y su historia. Esa que comenzó en Barranquilla como Dj de una emisora y que hoy se divide entre las tablas del teatro y su familia.



Machista no: ¡Realista!

Cuando el periodista le pregunta a Memo si su obra no es un tanto machista él parpadea rápidamente y responde: “ser machista es reconocer que estamos siendo manejados por las mujeres, es decir la verdad”.

En la obra y en la vida, Memo reproduce situaciones sobre relaciones de pareja, la gente se ríe y se miran unos a otros porque saben que lo que ven es verdad, por eso concluye con un termino más acorde con este fenómeno: realista.

No ha querido que su esposa salga en las escenas, pero los espectadores la miran mucho cuando él habla de películas porno en plena función. La gente no se burla de su mujer, explicó, sino de la mujer de cada uno porque saben que en todas las relaciones pasa lo mismo.

El humor en Colombia

Hacer humor en el país es difícil por “la envidia que domina a este gremio”, cuenta. El colombiano cree que, si tú trabajas, generas desempleo.

Según Memo,“en Colombia, el humor está visto como algo para ´empobretiados´. El humorista que cobra mucho por función, la gente dirá que es un crecido”. Además de esto, un humorista debe cargar con otros obstáculos como pagar regalías teatrales y destinar dinero de la boletería para entidades estatales.

Aún así, Orozco cree que el humor debería ser la alternativa en la televisión nacional y le apuesta a él, teniendo en cuenta que en algunos países el 90% de la programación si no tiene humor, no funciona.

Memo se identifica como un humorista con estilo, de aquellos que no copia de otros sino que transforma lo suyo y lo transmite a un público que con él, ha reído sin parar con “Hasta que la muerte nos separe” y con muchos de los programas de radio y televisión que lo convirtieron en uno de los humoristas más queridos del país.

Un humorista que no piensa en los planes del futuro y que con entusiasmo responde a la pregunta, ¿cómo quiere ser recordado? se esta manera: “Simplemente, cuando me muera, quiero me recuerden”.

TEXTOS: ANDRÉS CRUZ Y LILIANA MATOS
VÍDEOS: LILIANA MATOS
Atrás Imprimir Enviar
Arriba Compartir