INICIO PÁGINA PRINCIPALE-MAILCHATFOROSBUSCADORPOSTALESCOMPRAS; Tienda VirtualAMIGOS Y CONTACTOSTVRADIO
 
   RESULTADOS
   Sabía usted que...
   Perfiles
   Planes de Gobierno
   Calendario Electoral
   Espacios de T.V.
   Sitios de Votación
      en el Exterior
   Termómetro Electoral
   Multimedia
   Enlaces de Interes
NOEMÍ SANÍN POSADA
¿Quien es?  


La trayectoria de Noemí Sanín Posada como empresaria, ministra y diplomática, ha puesto al descubierto a una mujer que se compromete y saca adelante las tareas que asume. Es una mujer de acción, de resultados, alejada de la retórica.

Noemí, tercera en una familia antioqueña de quince hijos, se ha encargado de abrirle camino a la mujer colombiana.

Integrante de una familia de clase media - su padre, Jaime Sanín Echeverri, escritor, periodista, ex rector universitario, vicepresidente de la Academia Colombiana de la Lengua.

Heredó de su madre, doña Noemi Posada, ya fallecida, quien siempre les inculcó a sus hijas la idea de capacitarse para asumir destinos importantes.

Con su movimiento "Sí Colombia", viene convocando a los colombianos sin distingos de género, raza, filiación política o clase económica. Suele hacerlo a través de foros, conferencias, presencia en las regiones, diálogos directos con las comunidades, visitas a las Universidades.

Sus propuestas se concentran en la necesidad de poner fin al conflicto armado; de llevar a cabo la revolución de las oportunidades, para que todos los colombianos tengan las mismas posibilidades de acceso a la educación, a la vivienda, al empleo; de promover el cambio para convertir a Colombia en un país verdaderamente justo, pacífico y pujante.

"Soy una revolucionaria", proclamó en reciente entrevista.

HOJA DE VIDA
FORMACIÓN ACADEMICA
Universitarios Abogada de la Universidad Javeriana de Bogotá.
Posgrados Especialización en derecho comercial y financiero, con sus ejecutorias en los sectores público y privado,
TRAYECTÓRIA
1976 Incursionó en el sector empresarial en 1976 como vicepresidente de operaciones y crédito de la Corporación de Ahorro y Vivienda, Colmena, donde desempeñó dos vicepresidencias en forma simultánea en 1979.

Posteriormente, con sólo 30 años, ascendió a la Presidencia de la entidad. Se convirtió en la primera mujer al frente de una corporación financiera en América Latina. Estas primeras experiencias profesionales la han llevado a afirmar, coloquialmente, que no la embisten los balances.
Desde la presidencia de Colmena se comprometió con dos objetivos: financiar vivienda para los sectores de bajos recursos y expandir la red nacional de oficinas que, gracias a su gestión, pasó de 36 a 63 sucursales a su retiro, en 1983.

En cuanto al crecimiento de la Corporación, creó toda una cultura alrededor del ahorro. Las cuentas se incrementaron de 148.000, en 1980, a 420.000, a finales de 1983, a pesar de que en ese momento el sistema financiero nacional atravesaba una de las mayores crisis de la historia.
1983 Su destacada trayectoria en el sector privado le abrió las puertas del sector público en el cual se estrenó en 1983 cuando el presidente Belisario Betancur la nombró ministra de Comunicaciones. No aceptó ninguno de los viceministerios que le fueron ofrecidos antes porque consideraba que la mujer colombiana ya estaba madura para desempeñar cargos de primera línea.
1985 Noemí cuenta entre sus mayores logros al frente del ministerio de Comunicaciones, la expedición de la Ley 42 de 1985, fundamental en la modernización de la televisión porque reglamentó la creación de los canales regionales y la aprobación de la televisión por cable.

Esta ley sentó las bases de la modernización de Telecom, Caprecom y Audiovisuales, empresas que pasaron de deficitarias a superavitarias durante su administración. No vaciló en enfrentarse a los monopolios económicos para sacar adelante las compañías estatales.
- El presidente Betancur le encomendó la misión de representar al Gobierno en la primera comisión que fue a Casa Verde, sede del Secretariado de las FARC, para iniciar las primeras conversaciones con ese grupo alzado en armas en la tarea de buscar una salida negociada al conflicto armado.
- Ha estudiado a fondo el tema de la paz que siempre ha figurado entre sus prioridades.
Actualmente, forma parte de la Comisión Facilitadora de Paz con el ELN y ha viajado al Caguán para entrevistarse con la cúpula de las FARC.
1990 En 1990 el presidente César Gaviria la nombró embajadora en Venezuela. A Noemí le correspondió asumir el cargo cuando las relaciones bilaterales atravesaban uno de los períodos más críticos. La embajadora decidió concentrar los esfuerzos diplomáticos en trabajar en función de "lo que nos une y no de lo que nos separa", frase que acuñó en ese momento y que se convirtió en símbolo de su misión.
- Los resultados de su labor, en términos diplomáticos, comerciales y de inversión quedaron ampliamente sustentados en las cifras: el comercio pasó de 300 millones de dólares al inició de su gestión a 1.350 anuales al finalizarla. Su acogida en el vecino país fue tal que cuando se disponía a regresar a Bogotá, concluida su misión, circuló una significativa caricatura con la siguiente leyenda: "El acto más inamistoso que ha tenido Colombia con Venezuela es llevarse a nuestra embajadora".
1991 Gracias a su desempeño en el servicio exterior, el presidente Gaviria la nombró ministra de Relaciones Exteriores de Colombia en 1991, convirtiéndose en la primera mujer canciller en América Latina. Su gestión se distinguió especialmente por la divulgación de la buena imagen de Colombia en el exterior y por el liderazgo que el país tuvo en esa época.
- Noemí llevó a cabo la modernización administrativa del Ministerio de Relaciones Exteriores, consiguió para Colombia un asiento en el Consejo de Seguridad de la ONU, obtuvo para el país la presidencia del G-77, logró que Colombia sucediera a Indonesia en la presidencia del Movimiento de los Países No Alineados, y suscribió el tratado Sanín-Robertson que fijó los límites con Jamaica, consolidando nuestra jurisdicción en el Caribe.
Gracias a su gestión, logró para Colombia la Secretaría General de la OEA. En la actualidad, Noemí forma parte de la Comisión Asesora de Relaciones Exteriores.
1994 Fué embajadora ante el Reino Unido. En solo un año de gestión promovió encuentros entre aseguradores colombianos y británicos; organizó la visita de cuatro ministros de la Gran Bretaña al país. De esta forma, consolidó el liderazgo colombiano en América Latina, al tiempo que impulsó la apertura de nuevas rutas aéreas. La inversión británica en los sectores petrolero, carbonífero y en el de productos farmacéuticos, se consolidó a través de la presencia en el país de firmas como la RTZ, la compañía de exploración y explotación de carbón más grande del mundo.
- Su renuncia a la embajada en Londres se precipitó cuando el Fiscal General de la Nación acusó formalmente al presidente Samper ante la Comisión de Acusaciones de la Cámara de Representante, al encontrar mérito para reabrir la investigación por su responsabilidad en la infiltración de dinero del narcotráfico en la campaña presidencial.
- A su regreso, Noemí encontró al país sumido en una crisis económica, política y social sin precedentes. Entonces tomó la decisión de canalizar sus esfuerzos en el estudio de salidas a la crisis y a trabajar por alcanzar la Presidencia de la República, con el propósito de poner sus capacidades y preparación al servicio de los colombianos.
-

Al frente del Movimiento Sí Colombia, en su primera salida electoral, logró el respaldo de casi tres millones de ciudadanos que creyeron en las bondades de sus tesis para sacar al país de la encrucijada.

- Estudiando mucho dentro y fuera de Colombia, proponiendo y apoyando iniciativas que beneficien a la población, opinando sobre los grandes temas nacionales, Noemí ha continuado al frente de su organización política.
 
Noemí Sanín
Perfil
Lanzamiento de Campaña
Discurso de Lanzamiento
Propuestas
Entrevistas
Inversión para Crecer
Noemí Frente a la Zona de Despeje
Su Movimiento Político
"Sí Colombia"
Perfiles