Por: Redacción Actualidad • Colombia.com

¿Comenzará a controlarse en Colombia el uso de vapeadores y cigarrillos electrónicos?

Es necesaria una regulación integral, basada en evidencia científica, que proteja la salud, argumentan los expertos.

En Colombia ya se estarían buscando medidas para regular su uso. Foto: Shutterstock
En Colombia ya se estarían buscando medidas para regular su uso. Foto: Shutterstock

Es necesaria una regulación integral, basada en evidencia científica, que proteja la salud, argumentan los expertos.

Los vapeadores y cigarrillos electrónicos no son inofensivos para la salud ni permitan dejar de fumar.  Esta conclusión es respaldada por expertos nacionales e internacionales en salud que participaron en un foro virtual sobre estos nuevos dispositivos de administración de nicotina.

La subdirectora de Enfermedades no Transmisibles del Ministerio de Salud y Protección Social, el director de la Liga Colombiana contra el Cáncer, un representante de la Sociedad Colombiana de Medicina Familiar y un experto investigador del Instituto Nacional de Salud Pública de México, plantearon la
necesidad de implementar una regulación integral para estos nuevos dispositivos.

Desde el Ministerio de Salud, Nubia Bautista, subdirectora de Enfermedades no Transmisibles, reiteró que en Colombia “estamos implementando medidas integrales para el control del tabaco, con excelentes resultados, que debemos extender a los nuevos productos”, y que por esa razón están “enfocados en generar la mejor información sobre los riesgos, para que la gente tome decisiones basadas en la mejor evidencia”.

Asimismo, Bautista destacó que el cigarrillo electrónico, los vapeadores y otros productos emergentes de administración de nicotina y sin nicotina no cuentan con evidencia científica libre de conflicto de interés para ser considerada como una alternativa de riesgo reducido para los consumidores de tabaco en Colombia como sí se cuenta para los programas de sustitución de metadonas o de intercambio de jeringas para consumidores de heroína, sustancia sobre las cuales no existe ningún tipo de regulación al ser ilícita.

“Es fundamental reconocer el desarrollo que en nuestro país han tenido los programas de cesación de tabaco como alternativa efectiva para dejar de fumar. En la política pública para el control del tabaco en nuestro país prevalece la garantía al derecho a la salud de la población y del derecho de las personas a contar con información de la mejor calidad para la toma de decisiones que impactan su bienestar y calidad de vida”, destacó Bautista.

Por otra parte, el mensaje incluyó un llamado de atención sobre los múltiples riesgos que representan los sabores llamativos, la facilidad de acceso y la desinformación.

Según los expertos, cada vez es mayor la población joven que está usando estos dispositivos que muchas veces “administran más nicotina que los cigarrillos tradicionales”, como lo reseñó Alfonso Ávila, miembro de la Sociedad Colombiana de Medicina Familiar.

+ Artículos