Indígenas colombianos denunciaron un "genocidio" en su contra

Según la ONIC, desde el 7 de agosto de 2018 han sido asesinados más de 125 miembros.

Jue, 31 / Oct / 2019 7:38 am

SÍGUENOS EN:

Google News
Personas protestan contra la masacre de indígenas del pueblo nasa en la Plaza de Bolívar en Bogotá. Foto: EFE

Personas protestan contra la masacre de indígenas del pueblo nasa en la Plaza de Bolívar en Bogotá. Foto: EFE

Jue, 31 / Oct / 2019 7:38 am

Según la ONIC, desde el 7 de agosto de 2018 han sido asesinados más de 125 miembros.

La masacre de cinco miembros de la comunidad nasa en el departamento del Cauca provocó indignación en todo el país y los indígenas denunciaron ser víctimas de un "genocidio" ante la mirada impávida del Estado.

La Organización Nacional Indígena de Colombia (ONIC) asegura que desde que comenzó el gobierno del presidente Iván Duque, el 7 de agosto del año pasado, al menos 125 miembros de pueblos nativos fueron asesinados, principalmente en el Cauca, uno de los departamentos más convulsos del país.

Es por eso que el consejero mayor de la ONIC, Luis Fernando Arias, pidió una visita extraordinaria a esa región de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) y de la relatora especial sobre pueblos indígenas de la ONU, Victoria Tauli-Corpuz.

La matanza de Tacueyó

En la tarde del 29 de octubre, presuntos disidentes de las FARC dispararon contra la miembros de la comunidad del caserío de La Luz, que hace parte de Tacueyó, en el departamento del Cauca.

En el ataque murieron la autoridad neehwe'sx Cristina Bautista, así como los guardias indígenas Asdruval Cayapu, Eliodoro Inscué, José Gerardo Soto y James Wilfredo Soto, oriundos de varias aldeas de la zona, mientras que seis personas más resultaron heridas.

"No hay palabras para poderlo llamar, para nosotros es mucho más que una masacre por cómo se presentó y por la forma en la que se dieron las cosas", relató a Efe en Tacueyó José Miller Correa, coordinador general de la Asociación de Cabildos Proyecto Nasa.

La consejera de Derechos Humanos de la ONIC, Aída Quilcué, señaló que la masacre, "como las otras, fueron premeditadas" y recordó que a principios de año realizaron una "minga", como los indígenas llaman a su protesta, "justamente para evitar este tipo de situaciones".

Entre tanto, el coordinador nacional de la Guardia Indígena, Luis Alfredo Acosta, explicó a Efe en Tacueyó que es lamentable lo que tienen que sufrir "por simplemente defender la vida".

Indicó que la Guardia Indígena, una organización autónoma encargada de preservar el orden en sus territorios, está presente en Tacueyó con 500 miembros que son constantemente hostigados por grupos armados ilegales.

Escucha acá las principales emisoras informativas de Colombia

Piden renuncia de ministros

El senador Alexander López, del partido Polo Democrático Alternativo (PDA), anunció que promoverán en el Congreso mociones de censura contra los ministros de Defensa, Guillermo Botero, y del Interior, Nancy Patricia Gutiérrez, por "incompetentes y por ser cómplices, sujetos pasivos, a la hora de garantizarle la vida" a los indígenas.

"Lo vivido ayer (martes) en el departamento del Cauca lo habíamos advertido el pasado 14 de agosto. La Comisión de Paz (del Senado) visitó el municipio de Caloto y le advirtió a las autoridades (...) la gravedad que se estaba presentando en materia de orden público", aseveró.

En junio pasado, el ministro Botero superó una moción de censura en el Congreso, donde se cuestionó la política de seguridad del Gobierno, especialmente por el peligro de que reviva las ejecuciones extrajudiciales de civiles conocidas como "falsos positivos".

Respuesta estatal

El presidente Duque viajó el 30 de octubre al Cauca donde anunció que enviará en las próximas semanas 2.500 soldados para cumplir tres propósitos: "control territorial, cerrar las rutas del narcotráfico empleadas por organizaciones (criminales) y desmantelar esas organizaciones".

Duque explicó que en máximo 40 días la Fuerza de Despliegue Rápido (Fudra) número 4 deberá iniciar operaciones en ese departamento, donde operan el Ejército de Liberación Nacional (ELN), disidencias de las FARC y grupos narcotraficantes que en los últimos han llevado a la zona a carteles mexicanos, según algunas autoridades.

La Guardia Indígena se opone a la utilización de su territorio para el narcotráfico, con lo cual se han convertido en el principal blanco de los grupos dedicados al tráfico de drogas, especialmente de grupos como las disidencias a las que se acusa de perpetrar la masacre.

El recuerdo de la unión patriótica

Algunos sectores han asociado los asesinatos de indígenas con el genocidio del partido Unión Patriótica (UP), que se cobró la vida de más de 4.000 militantes, incluidos los candidatos presidenciales Jaime Pardo Leal (1987) y Bernardo Jaramillo Ossa (1990).

La senadora Aída Avella, que lidera la UP, manifestó que lo que ocurre con los indígenas es "igual al genocidio de la Unión Patriótica", razón por la cual ese movimiento propuso una reunión entre sus abogados y los de la ONIC para "poner otra demanda (al Estado) por genocidio político contra los indígenas".

Recuerda seguir todo nuestro contenido en Google News

EFE • Colombia.com • Jue, 31 / Oct / 2019 7:38 am