Colombia.com

Vida Sana - Colombia.com

Gastronomía - Colombia.com

Radio en Vivo - Colombia.com

Deportes - Colombia.com

Entretenimiento - Colombia.com

Amor y Romance - Colombia.com

Síguenos en:
Colombia.com en Facebook
Colombia.com en Twitter
Colombia.com en Google+
Colombia.com en Youtube
Aumentar tamaño de letra Disminuir tamaño de letra

Quiropráctica para el desbloqueo del sistema nervioso

Cuando una vértebra se desalinea, por estrés o un movimiento inadecuado, ejerce presión en la espina dorsal y se disminuyen las capacidades.

Salud
Colombia.com - Bogotá -
El cerebro controla todo el cuerpo. Lo hace a través de señales eléctricas que envía por medio de la columna vertebral y los nervios, por estrés o un movimiento inadecuado, ejerce presión en la espina dorsal y se disminuye la capacidad que tiene el organismo para recibir mensajes, esto, para los quiroprácticos, da origen a las enfermedades.

Los médicos que ejercen la quiropráctica tienen como objetivo corregir estas desviaciones de la columna.

“No se busca curar enfermedades sino quitar los obstáculos que bloquearon el sistema nervioso para que el cerebro y el cuerpo vuelvan a estar comunicados, es como desatar un nudo”, explica Eugenio Zambrano, médico quiropráctico.

Esta terapia fue duramente criticada por investigadores ingleses. En el 2006, la Sociedad Real de Medicina publicó un estudio realizado por expertos de la Escuela Médica Península en Devon, Inglaterra, en el que se asegura que la quiropráctica tiene pocos beneficios.

El análisis británico efectuó 269 estudios que evaluaban los beneficios de la manipulación vertebral para tratar dolor menstrual, cólico, asma, alergias, mareos y dolor de cuello y espalda. María Silvia, de la Asociación Quiropráctica Argentina, explicó en un reportaje de la BBC que “lo que busca la quiropráctica es devolverle al cuerpo la capacidad de funcionar por sí solo a través de la liberación del sistema nervioso”, y opinó que estudios como este buscan “dar miedo a las personas que han logrado mantener su salud con la quiropráctica”.

Quienes ejercen esta práctica, que está considerada como una medicina alternativa, mueven los huesos del cuello del paciente. “La columna empieza a recuperar la movilidad perdida y el cerebro, sin interferencias nerviosas, enviará órdenes para la recuperación de todas las funciones del organismo”, describió en un reportaje realizado por este Diario en el año 2000 el médico estadounidense Tim Kelly.

A inicios de este año, otra investigación sobre la quiropraxia vio la luz en las páginas de la BBC. Allí, médicos británicos aseguraron que esta práctica puede dañar las arterias que abastecen al cerebro, lo que tendría consecuencias. “Los movimientos que representa la manipulación vertebral en la quiropráctica provocan modificaciones en la columna del paciente y pueden afectarla si no se hacen de forma adecuada”, advierte el estudio.

Zambrano admite que uno de los efectos por mala práctica es dejar al paciente con rigidez en el cuello, sin embargo, explica que estos casos son poco frecuentes, pues el médico, que debe tener conocimientos de fisioterapia y biología, tiene que saber cuál es la condición física de su paciente.

Un examen completo de la columna vertebral desde el punto de vista quiropráctico determinará si el paciente está o no apto para someterse a un tratamiento de este tipo, indica el médico. “Consiste en evaluar la postura del paciente mediante radiografías y palpación de la columna vertebral”, describe Zambrano.

Elsa Espinoza es médica general y estudió quiropráctica en Argentina. Ella sostiene que las personas pueden corregir los bloqueos que se ocasionan en la columna vertebral por sí solas: manteniendo el cuello y espalda alineados en cualquier posición en que se encuentren: acostadas, paradas o sentadas. La doctora defiende, igual que Zambrano, la ejecución de un examen médico antes de practicar esta terapia, pues explica que a veces la estructura ósea es débil y una manipulación puede dañar algún hueso.

De la técnica
La quiropráctica fue desarrollada en EE. UU. en el siglo XIX por Daniel David Palmer al intentar restablecer la audición de un paciente.

Palmer pensaba que una vértebra desplazada estaba comprimiendo un nervio del oído, que daba lugar a una pérdida de audición.
 Comentarios
Para enviar sus comentarios o respuestas, inicie sesión o regístrese, es fácil y gratis.
Publicidad
+ Artículos
Publicidad
Colombia.com
www.bolivia.comwww.futbolargentino.com