El Dorado: Principales causas sobre las emergencias que afectan el aeropuerto

Ya son varios los años en que el aeropuerto de Bogotá, ha sufrido la cancelación de operaciones por fallas en los sistemas.

Mié, 04 / Jul / 2018 12:18 pm

SÍGUENOS EN:

Google News
Colombia.com - Actualidad

Colombia.com - Actualidad

Mié, 04 / Jul / 2018 12:18 pm

Ya son varios los años en que el aeropuerto de Bogotá, ha sufrido la cancelación de operaciones por fallas en los sistemas.

El aeropuerto El Dorado tiene una complejidad de problemas, los daños, demoras y cancelaciones de vuelos se originan en errores del diseño con el que fueron construidos e instalados los equipos de la nueva torre de control e iniciaron sus problemas desde mucho antes de que se entregara la torre, lo que sucedió el 3 de diciembre de 2015, en el momento que se dio al servicio las instalaciones, que cuentan con una altura de 84 metros y una vista de 360 grados. 

También le puede interesar: Aeropuerto el Dorado reanuda sus operaciones luego de cierre por lluvias

Esta importante obra fue realizada por el Consorcio Torre Muisca, conformado por FCC Construcción de Centro América sucursal Colombia, con el 95% de participación, y por FCC Colombia S.A.S con un 5%. 

Balance de pérdidas

No obstante las aerolíneas no han sacado un consolidado o un cálculo cercano de la afectación económica determinada por esas fallas, pero lo que sí tienen claro es que cada una de ellas les ha ocasionado pérdidas, por las cancelaciones o retrasos de vuelos, pérdida de conexiones, desvío a aeropuertos alternos y demás cambios obligados. 

Además, de la eventualidades, también se le deben agregar el valor de los combustibles, desgaste de maquinaria y el trabajo del personal en tierra, que debe ampliar su tiempo en la espera de los vuelos, y del personal de aire que debe cambiar abruptamente su programación ya establecida. 

Investigación por parte de la Fiscalía

La Fiscalía General de la Nación comenzó a interesarse por lo que está ocurriendo en el aeropuerto de Bogotá, que cada año mueve más de 36 millones de personas.

El mismo Fiscal Néstor Humberto Martínez expresó que de inmediato se asumió el caso. De hecho, ya adelanta una investigación por razones muy parecidas, sucedidas en 2016. 

Conjuntamente, actas de la Comisión de Seguridad Aérea del Congreso, liderada por el senador Juan Manuel Galán, revelan que hay una serie de documentación sobre varios apagones recurrentes en los últimos 36 meses. 

De los más destacados, se apagaron luces en las pistas entre el 7 y 19 de diciembre del 2016. Y los hechos se repitió el 15 de marzo y el 14 de noviembre del 2017.

El ente fiscalizador pidió la intervención de peritos expertos en asuntos eléctricos y la colaboración de la Fuerza Aérea para aclarar varios temas técnicos dentro de la problemática.

Dentro de las investigaciones se manejan varias hipótesis. Un ejemplo es que, a pesar de que se han adquirido equipos para potenciar el sistema eléctrico del aeropuerto y renovar el centro de control, se han quedado guardados hasta por tres años convirtiéndose en antiguos.

Otra sospecha, y está más delicada, implica el apagón que se registró en diciembre del 2016 por 30 minutos. De acuerdo a las actas en poder del Senado de la República, pudo haber existido sabotaje dentro de las instalaciones. 

Frente a esto, Alfredo Bocanegra, director de la Aerocivil para ese momento, aceptó que era sospechoso que funcionarios de la entidad no hubieran activado los sistemas de respaldo para sobresalir de la emergencia.

También, durante la semana pasada, se buscará instaurar por qué no entró a funcionar automáticamente el ‘back up’ de respaldo. Sin bien se pudo tratar de un error técnico, una falla en material o un error humano, no se descarta el móvil del sabotaje. 

Por otra parte, la Asociación Colombiana de Controladores Aéreos afirma que ha venido alertando a la Aerocivil sobre una falla eléctrica generalizada, sin recibir contestación. De acuerdo, al diseño del cableado que alimenta de energía los sistemas de la torre de control quedó mal hecho y los funcionarios que deben operarlo no fueron capacitados.

Hasta el momento, el episodio de la tarjeta del sistema eléctrico ya cobró la cabeza de un funcionario de la Aerocivil. Su director de Cundinamarca, Camilo Albeiro Pardo, fue señalado insubsistente. Si bien en la resolución no se dan motivos, fuentes confirmaron que su salida está relacionada con la falla.

El tema de seguridad

Se conoce que el consorcio será llamado a responder y que el contrato le exige a dar garantías hasta el año 2021. Pero se aclaró que en ninguno de los problemas, de diferente causa, se ha puesto en riesgo la seguridad aérea en todo el terrotorio.

El general (r) Gonzalo Cárdenas, secretario de Sistemas Operacionales de la entidad, explicó que “frente a lo que sucedió el lunes no se puede descartar ninguna hipótesis. La Aeronáutica ordenó abrir una investigación formal para determinar en forma precisa cuáles fueron los orígenes de la falla”. 

Consorcio obligado a responder

Cárdenas, advirtió que el consorcio Torre Muisca, que desarrolló las obras de la torre y del centro de control será llamado a dar explicaciones. “El contrato con ese consorcio tiene cláusulas de estabilidad y garantía que cubren la obra hasta el 2021, y se pueden aplicar en cualquier momento independiente de las indagaciones”. Aclaró que las causas de los tres incidentes de este año son distintas. La semana pasada fue por un problema eléctrico; el de marzo, por error humano; y que el de febrero fue por una falla de comunicaciones. “Analizados cada caso, nunca se ha visto afectada la seguridad y operaciones de El Dorado”, destacó el funcionario.

Colombia.com

SÍGUENOS EN:

Google News