Por: Redacción Actualidad • Colombia.com

Extraditarán a Estados Unidos a hombre que vendía pócima milagrosa para el Cáncer y la COVID-19

Dos ciudadanos estadounidenses, padre e hijo, se promocionaban como guías espirituales de una congregación y vendían una pócima que curaba todas la enfermedades, pero realmente su remedio era Hipoclorito de Sodio, potencialmente mortal para la salud humana.

Mark Scott Grenon y Joseph Timothy Grenon, capturados en Colombia con orden de extradición de los EEUU. Foto: Twitter @RadNalCo
Mark Scott Grenon y Joseph Timothy Grenon, capturados en Colombia con orden de extradición de los EEUU. Foto: Twitter @RadNalCo

Dos ciudadanos estadounidenses, padre e hijo, se promocionaban como guías espirituales de una congregación y vendían una pócima que curaba todas la enfermedades, pero realmente su remedio era Hipoclorito de Sodio, potencialmente mortal para la salud humana.

Mark Scott Grenon y Joseph Timothy Grenon fueron arrestados en la ciudad de Santa Marta, departamento de Magdalena en agosto de 2020 por vender una “pócima” milagrosa que curaba la COVID-19, el cáncer, el VIH, la hepatitis, el Alzheimer y la esclerosis múltiple, entre otras.

Los dos norteamericanos, al mejor estilo de los culebreros en los parques y las plazas de los pueblos, prometían que su producto era la real cura para todos los males, solo que estos no venían de la selva, ni espantaban maldiciones de los antepasados, ni tampoco aliviaban las penas de amor.

La milagrosa cura de enfermedades tan graves estaba hecha a partir de un desinfectante industrial y Mark y Timothy, padre e hijo, fungían como guías espirituales de una congregación religiosa de carácter internacional, que gracias a contactos lograba más adeptos, los cuales, especialmente a través de internet, adquirían este “maravilloso” remedio.

Los Grenon afirmaban que su cura mágica era una solución mineral milagrosa y que no tenía ninguna clase de efectos secundarios adversos, se podía tomar con tranquilidad, solo era cuestión de hacerlo con mucha fe, pues esta también se encargaba de fortalecer su efecto sanador.

Estos hombres fueron detenidos en el balneario de Santa Marta y al momento de su captura las autoridades encontraron que contaban con una orden de extradición por parte de la corte judicial para el Distrito sur del estado de Florida, en ella se les acusaba de “concierto para defraudar a los Estados Unidos y cometer delito en contra de Estados Unidos al introducir un medicamento falsamente marcado en el comercio interestatal”.

La milagrosa pócima, según la Administración de Alimentos y Fármacos de los Estados Unidos (FDA, Food and Drugs Administration) contenía como elemento principal el Hipoclorito de Sodio NDR, un potente blanqueador y desinfectante de carácter industrial.

Joseph Timothy Grenon será extraditado a los Estados Unidos de acuerdo con una decisión de la Corte Suprema de Justicia, mientras que su padre, Mark Scott Grenon, debe permanecer en el país mientras el ente judicial decide su situación.

Los Grenon, padre e hijo, pertenecían a Genesis II, una iglesia de la salud y la curación, declarada no religiosa para lograr evadir la regulación gubernamental de los Estados Unidos, y vendieron a sus miembros miles de estas botellas, que antes de la pandemia eran promocionadas como la cura para el cáncer, el Alzheimer, el VIH y muchas enfermedades graves, pero que con la llegada de la COVID-19, comenzaron a anunciarse como cura para esta enfermedad.

Los Grenon iniciaron operaciones hace un par de años con ganancias de 32 mil dólares mensuales y las cuadruplicaron en muy poco tiempo.

Artículos Relacionados

+ Artículos