Por: Redacción Actualidad • Colombia.com

Jefes de las antiguas FARC aceptan que cometieron crímenes de lesa humanidad

Jefes de las antiguas FARC aceptan que cometieron crímenes de lesa humanidad, el antiguo secretariado de la extinta agrupación guerrillera admitió el secuestro de civiles y militares durante el conflicto armado.

Actualización
Las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia reconocieron ante la JEP haber cometido secuestros de civiles y militares. Foto: Twitter @latercera
Las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia reconocieron ante la JEP haber cometido secuestros de civiles y militares. Foto: Twitter @latercera

Jefes de las antiguas FARC aceptan que cometieron crímenes de lesa humanidad, el antiguo secretariado de la extinta agrupación guerrillera admitió el secuestro de civiles y militares durante el conflicto armado.

Ante la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP), las extintas FARC, Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia admitieron de manera oficial que durante el llamado Conflicto Armado en Colombia fueron protagonistas de secuestros de civiles y militares, estas confesiones fueron hechas en el marco de un llamado judicial hecho para responder por estos crímenes.

Julián Gallo, conocido en su época de combatiente como “Carlos Antonio Lozada”, actual senador del partido político “Comunes” y exjefe de las FARC, explicó ante la JEP que “Asumimos como dirección última que fuimos de las FARC-EP la responsabilidad por ordenar capturas y privación de libertad de forma prolongada de civiles y de miembros de la fuerza pública”.

Otros seis miembros más del desaparecido grupo, que se integró a la vida civil luego de un proceso de paz liderado por el expresidente Juan Manuel Santos, reconocieron también que los secuestrados recibieron maltratos, situación considerada por ellos mismos como “injustificable”.

Este reconocimiento podría abrir la puerta para próximas condenas, los procesados son RodrigoLondoño, Pablo Catatumbo, Julián Gallo, Rodrigo Granda, Jaime Alberto Parra, Pastor Alape y Joaquín Gómez, la aceptación de hechos y conductas por parte de los exmiembros y principales líderes del grupo guerrillero incluyen crímenes de guerra o lesa humanidad de homicidio, tortura y tratos crueles, atentados contra la dignidad personal, violencia sexual y desplazamiento forzado.

Eduardo Cifuentes, presidente de la JEP en palabras para El Tiempo afirmó que debe haber una valoración de la Sala de Reconocimiento para una expedición de resolución de conclusiones en la que deberá hacerse la propuesta de sanciones.

“Una vez hecho esto, luego de haber escuchado a las víctimas, la resolución se envía para la Sección de Reconocimiento del Tribunal para la Paz, para que ella la analice y si la encuentra conforme, dicte la primera sentencia de esta jurisdicción”, así lo manifestó el presidente de la Jurisdicción Especial para la Paz, JEP.

En la JEP se puso en evidencia el funcionamiento del sistema de secuestro de las FARC, hubo más de 21.396 víctimas y en un documento se relató el sufrimiento de quienes eran hechos cautivos por medio de falsos fusilamientos, tortura psicológica, cobros por rescate de cadáveres, golpizas, hacinamiento, abusos sexuales, plagio de adultos mayores, niños y mujeres embarazadas, entre diversos actos.

Los exjefes de la extinta guerrilla se comprometieron a localizar los cuerpos de 100 personas que luego de ser secuestradas, fueron ejecutadas y enterradas sin identidad en algún lugar.

Para Jorge Restrepo, director del Centro de Recursos para el Análisis de Conflictos, CERAC , la aceptación de estos crímenes es una muestra del cumplimiento de los exFARC al acuerdo de paz.

Artículos Relacionados

+ Artículos