ELN atenta contra el oleoducto Caño Limón Coveñas

Con la detonación de un explosivo, más de 700 familias se vieron afectadas con el servicio de agua potable por el derrame de crudo en la quebrada Cimitarra.

Foto: EFE
Foto: EFE

Con la detonación de un explosivo, más de 700 familias se vieron afectadas con el servicio de agua potable por el derrame de crudo en la quebrada Cimitarra.

En la madrugada de este jueves la guerrilla del ELN atentó contra el oleoducto Caño Limón Coveñas, ubicado en el municipio de El Carmen, en Norte de Santander, provocando una contaminación de la quebrada Cimitarra, que abastece de agua a la población de la zona rural de Guamalito.

Con la detonación del explosivo y el derrame de crudo, al menos 700 familias se vieron afectadas con el servicio de agua potable que por ahora se mantendrá suspendido. Asimismo, las autoridades activaron un plan de contingencia para mantener alejada a la población de la fuente hídrica, teniendo en cuenta que existe una afectación ambiental.

Te puede interesar: El Gobierno y el ELN anuncian desescalamiento del conflicto

En diálogo con Blu Radio, el alcalde de El Carmen, Edwin Contreras, señaló: "El Ejército confirmó que el atentado contra el oleoducto fue un ataque del ELN (…) Nadie imaginaba que fueran a atentar contra una planta. Estamos trabajando para darle una pronta solución a la emergencia”.

Entre tanto, Ecopetrol y líderes comunales trabajan en un plan de contingencia para mitigar los efectos que pueda ocasionar esta emergencia.

Colombia.com

Artículos Relacionados

+ Artículos