Colombia.com Bogotá Martes, 19 / Mar / 2019

¿Por qué consultar tu futuro a una vidente?

Obtener consejo espiritual siempre ha sido una necesidad de los seres humanos. Sin importar la época, edad o estatus social, saber qué les depara el destino es una interrogante que los individuos buscan responder con insistencia.

¿Por qué consultar tu futuro a una vidente?
Predecir el futuro es un don que se cultiva y fortalece con estudio y preparación constante. Foto: Cortesía

Las razones son muchas, desde saber de qué cosas deben cuidarse, qué rituales practicar para activar las buenas energías, mejorar las finanzas, consejos de amor e incluso ritos de sanación.

Lo cierto es que para encontrar la respuesta a tantas preguntas, es necesario consultar con especialistas en las artes esotéricas, como el tarot o la astrología. Aunque es importante recordar que la adivinación es un universo complejo y así como es posible lograr muchas cosas con su ayuda, también existen muchas otras prácticas o doctrinas a las que se puede recurrir para alcanzar un objetivo específico y ver los beneficios reales.

El arte de la videncia

Predecir el futuro es un don que se cultiva y fortalece con estudio y preparación constante. Los hombres y mujeres que tienen la capacidad sobrenatural de ver o descubrir aquello que aún no sucede son conocidos como videntes, que han mantenido hasta nuestros días, prácticas y artes adivinatorias milenarias, que parecen ser más populares y necesarias paras las personas conforme pasan los años.

Muchos son los debates y opiniones que giran en torno a la clarividencia, pero lo que sí es un hecho es que quienes han dedicado sus vidas a explotar ese talento para ayudar a otros, han decidido evolucionar con las épocas, y por eso hoy ya no es necesario trasladarse a un consultorio lejano o a alguna tienda, sino que basta con levantar el teléfono o navegar por Internet, y hacer una pregunta para obtener una predicción.

Clarividencia a distancia

La evolución tecnológica no se limita a favorecer los procesos "naturales" (por emplear un término), ya que en actualidad los individuos que tienen estas habilidades especiales y capacidad extrasensorial, han decidido aprovechar las bondades de las telecomunicaciones para ofrecer servicios en línea o vía telefónica, y por difícil que sea creerlo, el recurso es muy útil.

España es un país con un alto porcentaje de portales digitales en los cuales se comparte información de interés sobre el arte del tarot, se ofrecen predicciones de forma remota y otra cantidad de servicios en torno a la adivinación del futuro, la búsqueda de respuestas y consejos asertivos para la vida. Un ejemplo es Candela Ferrer, una vidente sin gabinete, especializada en el amor y el trabajo, quien en su web buenavidente.com deja ver una notable cantidad de servicios diseñados para ayudar a quienes más lo necesitan.

Por qué recurrir a la clarividencia a distancia

En la antigüedad para consultar a un adivino sobre los misterios del futuro era necesario asistir a consultorios que no siempre estaban cerca de casa, esperar un número determinado de días para encontrar una cita, visitar lugares misteriosos e incluso exponerse a eventos sobrenaturales sin quererlo. Sin embargo, con las virtudes de las telecomunicaciones, estas incomodidades quedan de lado, lo que es una gran ventaja para los curiosos, ya que tienen la posibilidad de esclarecer sus dudas más íntimas de una manera mucho más agradable, por varias razones como:

 

  1. Ya no es necesario hacer viajes largos o pedir un día de permiso en el trabajo para asistir a una entrevista.
  2. Esto supone ahorro de tiempo en todo sentido, sumado a que las consultas es posible hacerlas apenas sea necesaria la respuesta. Adiós a los días de espera y la angustia de la incertidumbre.
  3. Al no encontrarse cara a cara con el vidente, es más fácil conversar sobre temas personales o delicados, y esto también garantiza privacidad y discreción a la hora de hacer las consultas pertinentes.
  4. Es más económico. El solo hecho de no trasladarse de un lugar a otro reduce los gastos y hay servicios telefónicos que ofrecen algunos minutos de consulta gratuita, así que el porcentaje de inversión es inferior.

Consultar el futuro a una vidente es una experiencia gratificante y reveladora, pero es muy importante investigar de forma previa entre las opciones y elegir sólo a profesionales responsables que en realidad, tengan la habilidad de ver aquello que aún no ha sucedido y aportar a quien busca la solución a sus problemas, ya sean sentimentales, financieros, espirituales, familiares, amorosos o de salud.