EE.UU. confirmó que mató al portavoz del Estado Islámico

El Pentágono hizo el anuncio de manera oficial.

Lun, 12 / Sep / 2016 11:50 pm

SÍGUENOS EN:

Google News
Colombia.com - Actualidad

Colombia.com - Actualidad

Lun, 12 / Sep / 2016 11:50 pm

El Pentágono hizo el anuncio de manera oficial.

El Departamento de Defensa de Estados Unidos confirmó que Abu Mohamed al Adnani, portavoz del Estado Islámico,murió el pasado 30 de agosto en un bombardeo de la coalición internacional en Siria que también se había atribuido Rusia.

Te puede interesar: Periodista secuestrado presenta video del Estado Islámico

"El ataque aéreo estadounidense que tenía a Abu Mohamed al Adnani como objetivo fue exitoso", apuntó el Pentágono en un breve comunicado, en el que no ofreció más detalles sobre la operación.

Al Adnani, cuyo nombre verdadero era Taha Sobhi Falaha y de cuya muerte informó el propio Estado Islámico, era el portavoz oficial del grupo yihadista y solía emitir mensajes de audio a través de internet, aunque pocas veces se le vio en imágenes.

El cabecilla, de origen sirio y de 39 años de edad, cayó en la localidad de Al Bab, cercana a Alepo, cuando "supervisaba" operaciones de sus combatientes, según reportes de la propia organización islámica y la agencia afín Amaq.

Rusia también se había atribuido la muerte de Al Adnani al asegurar que cayó como resultado de un bombardeo de un avión suyo Su-34 al sur de la ciudad de Alepo, una información que Estados Unidos había puesto en duda.

El Pentágono, por su parte, había informado del bombardeo aéreo del 30 de agosto pero aún no había confirmado que el líder yihadista falleciera en él.

El Departamento de Estado de EE.UU. lo puso en agosto de 2014 en su lista de terroristas globales y destinó una recompensa de cinco millones de dólares a las personas que ofrecieran informaciones que pudieran llevar a su detención o a su muerte.

Al Adnani era un viejo conocido de Washington, ya que fue de los primeros yihadistas que lucharon contra las fuerzas estadounidenses que invadieron Irak en marzo de 2003.

EFE