Por: Redacción Actualidad • Colombia.com

Gustavo Petro bate en pulso a Contraloría de Bogotá por rebaja de pasajes de Transmilenio

Gustavo Petro bate en pulso a Contraloría de Bogotá por rebaja de pasajes de Transmilenio. El ente determinó que no fue posible determinar detrimento fiscal por falta de pruebas contundentes cuando el ahora aspirante presidencial fue alcalde de la capital de la República.

Actualización
Gustavo Petro fue librado de multa por supuesto detrimento patrimonial al rebajar pasajes de Transmilenio. Foto: Twitter @AndresCamiloHR
Gustavo Petro fue librado de multa por supuesto detrimento patrimonial al rebajar pasajes de Transmilenio. Foto: Twitter @AndresCamiloHR

Gustavo Petro bate en pulso a Contraloría de Bogotá por rebaja de pasajes de Transmilenio. El ente determinó que no fue posible determinar detrimento fiscal por falta de pruebas contundentes cuando el ahora aspirante presidencial fue alcalde de la capital de la República.

Si hay alguien a quien el pasado lo persigue es Gustavo Petro, el senador y aspirante presidencial que a tres meses de las elecciones presidenciales aparece como el primero de las encuestas, aún se encuentra inmerso en procesos en su contra, en especial, aquellos que le originó su accidentado paso por la Alcaldía de Bogotá.

Mientras Gustavo Petro Urrego fue alcalde de la ciudad de Bogotá tomó varias decisiones que causaron polémica, una de ellas fue la de rebajar el precio del pasaje de Transmilenio, el servicio de transporte público de la capital, en horas en las que la afluencia de público se reducía, tiempo del día que se conoció como la ´hora valle´.

Gustavo Petro hizo una reducción de 1.500 pesos en el precio del pasaje, razón por la cual fue acusado de detrimento patrimonial y la Contraloría de Bogotá le abrió un expediente y además le impuso una multa de 270 mil millones de pesos por supuesta responsabilidad fiscal.

La Contraloría argumentó en su momento que a consecuencia de la decisión administrativa del alcalde Gustavo Petro se afectaron los recursos del Distrito Capital, en especial los de Transmilenio.

Después de 7 años, la Contraloría de Bogotá decidió revocar la sanción en contra del entonces alcalde capitalino, el cordobés Gustavo Petro, lo cual significa que el aspirante presidencial le gana nuevamente una batalla aun ente de control de la República.

El ente de control determinó que no fue posible demostrar con pruebas contundentes la existencia de un detrimento patrimonial como consecuencia de la decisión de Gustavo Petro de rebajar el pasaje de Transmilenio en horas de menor afluencia de pasajeros, por tal razón no hubo responsabilidad fiscal alguna y se declara que el exmandatario de la capital de la República no debe pagar multa económica de ningún tipo.

Gustavo Petro respondió al fallo de la Contraloría asegurando que la justicia le dio la razón, en su cuenta de twitter publicó que por querer reducir la pobreza y hacer más sostenible a la ciudad fue embargado y procesado.

“Por bajar las tarifas de Transmilenio para hacer más sostenible la ciudad, aumentando la demanda por el transporte público, y para disminuir la pobreza, fui embargado y procesado. Hoy la justicia nos da la razón”, manifestó el aspirante presidencial Gustavo Francisco Petro Urrego.

El más reciente antecedente de una victoria jurídica de Gustavo Petro tuvo que ver cuando le ganó un pulso a la Procuraduría de Alejandro Ordoñez ante la Corte Interamericana de Derechos Humanos cuando se le inhabilitó como alcalde de la ciudad de Bogotá.

Artículos Relacionados

+ Artículos