Actualización: Jue, 07 / Jul / 2011 1:40 pm
Jueves, 07 / Jul / 2011

Las adicciones van más allá de la droga y el alcohol

Contradicciones, grupo de estudiantes y profesionales de la Universidad INCCA de Colombia se reúne semanalmente para tratar temas relacionados con las adicciones. 

Las adicciones van más allá de la droga y el alcohol
En un país donde se encuentran cifras alarmantes de jóvenes adictos a las drogas y al alcohol, es interesante encontrar adicciones no tan comunes pero que afectan en un alto porcentaje a todos aquellos que las padecen.
 
Según el doctor Jaime Sotomayor Andrade, Jefe de Arraigo Universitario de la Universidad INCCA de Colombia, existen muchos tipos de adicciones: adicción al ejercicio -Vigorexia-, adicción al juego –Ludopatía-, adicción a la comida, adicción al sexo, adicción a la brujería, al trabajo, a la tecnología, entre muchas otras.
 
Las adicciones en términos técnicos se denominan compulsiones, que se refiere a la imposibilidad de dejar de realizar determinada práctica o al deseo incontrolable de realizarla (tomar, drogarse, realizar ejercicio, entre otros). No todas las adicciones tienen involucrado el componente emocional, se puede decir que en realidad son impulsos ansiosos los que determinan la conducta repetitiva.
 
El origen de la adicción es multifactorial en la cual se involucran factores biológicos, genéticos, psicológicos y sociales. La adicción es una enfermedad tratable y la recuperación es posible.
 
En Colombia existen entidades y programas especializados de rehabilitación y sobre todo de prevención para mitigar las altas tasas de drogadicción, alcoholismo y otro tipo de adicciones a partir de un diagnóstico a tiempo.
 
La Universidad INCCA tiene un grupo especializado para tratar este tipo de problemáticas llamado Contradicciones, el cual se reúne semanalmente para socializar este tipo de temas.

En Abril del presente año realizó un seminario abierto sobre adicciones que contó con la participación de 9 especialistas y la asistencia de alrededor de 300 personas. La oficina de Arraigo y el Área de Terapéutica y Consejería atiende semestralmente cerca de 80 casos de diferentes adicciones.

Según el Estudio Nacional de Consumo de Sustancias Psicoactivas en Colombia 2008, el 86% de la población dice haber consumido alcohol alguna vez en su vida, 45% tabaco, 56% de los hombres y 34% de las mujeres, frente a esas cifras la encuesta dice que 9.1% ha consumido alguna vez en la vida una droga ilícita, la mayoría de ellos marihuana, seguido de cocaína.

Durante el 52º Período de Sesiones de la Comisión de Estupefacientes de Naciones Unidas (Viena, 11 al 20 de marzo pasado), se informó que en el mundo no hay cifras actualizadas confiables sobre consumo de drogas lícitas o ilícitas.
 
ADICCIONES
VIGOREXIA
Tiene que ver con la adicción al ejercicio, es un trastorno en el cual las personas realizan prácticas deportivas en forma continua, con un fanatismo prácticamente religioso, a punto tal de poner a prueba constantemente su cuerpo sin importar las consecuencias.

Podemos encontrar aquellos que sólo buscan la figura perfecta y aquellos deportistas que sólo quieren llegar a ser los mejores en su disciplina exigiendo al máximo a su organismo hasta alcanzar su meta.

Los adictos al ejercicio practican deportes sin importar las condiciones climáticas, sientan alguna molestia o indisposición, a punto de enfadarse y sentirse culpables cuando no pueden realizarlo o alguien critica dicha actividad.

La mayoría no puede dejar de concurrir un día al gimnasio, en el que pasan además muchas horas por día, llegando a convertirlo en su segundo hogar.

LUDOPATÍA
El punto de partida de esta adicción es el juego patológico, aunque pueda parecer un vicio, es una enfermedad. Porque, aunque el juego en general es algo normal y deseable, cuando se constituye en adicción se convierte en enfermedad. Muchas personas han llegado a perderlo todo, dinero, familia, trabajo, relaciones, por culpa de su dependencia del juego. Para estos enfermos, el juego es una obsesión que puede considerarse como un descontrol de los impulsos, lo mismo que sucede con el impulso de robar (cleptomanía) o de quemar cosas (piromanía).
 
DESORDENES ASOCIADOS A LA ALIMENTACION
Los desórdenes adictivos relacionados a la comida se agrupan en tres tipos básicos, La anorexia nerviosa, La bulimia, El comedor compulsivo donde se presentan los componentes de obsesión y descontrol típicos de las adicciones, pero donde cada variante toma una forma especial.

La anorexia nerviosa es un desorden donde la obsesión por la abstinencia alimenticia es el síntoma principal. El anoréxico participa compulsivamente en regímenes dietéticos severos y autoimpuestos con el fin de "bajar de peso", aunque muchas veces están muy por debajo del peso ideal debido a la propia patología. La percepción de la autoimagen esta distorsionada. La muerte puede sobrevenir por desnutrición y desequilibiro electrolítico.

La bulimia es un desorden donde ocurren ciclos alternos de comer compulsivamente y de "purga" donde se inducen vómitos o se establecen regímenes severos de dietas, ejercicios o laxantes para inducir la pérdida de peso luego de la compulsión.

El comedor compulsivo sufre de ciclos alternantes de compulsión por comer y síntomas depresivos acompañados de vergüenza, culpabilidad y remordimiento. El comedor compulsivo utiliza la comida para lidiar con sus sentimientos. La obesidad y todos los problemas relativos al sobrepeso son consecuencias de este desorden.
 
SEXO
Condición por la cual a una persona se le incrementa el apetito sexual en forma anormal a tal punto que atraviesa todos sus pensamientos y sentimientos sin permitirle tener otro objetivo en la vida que satisfacer su avidez sexual. Existen diferentes formas para designar dicha patología: como un desorden obsesivo compulsivo, compulsión sexual o comportamiento sexual compulsivo; como un desorden del control de los impulsos, impulsividad sexual o comportamiento sexual impulsivo; o como un desorden adictivo, adicción sexual.
 
ADICCIÓN AL USO DE LAS TICs
Aún no existe consenso en la comunidad científica en cuanto a las patologías "emergentes" asociadas a las TICs. Si bien existen algunos intentos para su diagnóstico y tratamiento, aún no se encuentran aceptadas, sin embargo, existen cambios constantes de la forma en que las personas interactúan debido a la globalización y a las nuevas tecnologías, donde  los jóvenes resultan más influenciados puesto que utilizan la Internet, los móviles y los videojuegos además de ser más propensos a desarrollar patrones de conducta patológicos al preferir una vida virtual en donde muestran abiertamente su personalidad.