Colombia.com Bogotá Jueves, 02 / Nov / 2017

Exatleta Frankie Fredericks y el caso de corrupción por sede de Rio 2016

El exatleta namibio Frankie Fredericks compareció en París tras los señalamientos de corrupción en la atribución de los Juegos Olímpicos de Río-2016, constató la AFP.

Exatleta Frankie Fredericks y el caso de corrupción por sede de Rio 2016
Foto: AFP

Fredericks, miembro del Comité Olímpico Internacional (COI), está en la mira de la justicia por haber recibido un pago de 299.300 dólares (262.000 euros) el mismo día en que el COI otorgó a Rio de Janeiro la organización de los Juegos, el 2 de octubre de 2009, en Copenhague.

La justicia francesa tiene competencias en el caso por el hecho de que los fondos pudieron haber sido blanqueados en París.

Puedes leer: Nairo Quintana toma radical decisión con el ciclismo colombiano.

El exvelocista, campeón del mundo de 200 metros en 1993, justificó el pago alegando que se realizó "de acuerdo a un contrato, fechado el 11 de marzo de 2007, por los servicios prestados entre 2007 y 2011" y que dicha retribución "no tiene nada que ver con los Juegos Olímpicos". Pero tuvo que dimitir de la presidencia de la comisión de evaluación de los Juegos Olímpicos de 2024.

Fredericks se encargaba del escrutinio del voto para el COI en la elección de la sede de los Juegos de Rio.

Poco después de su imputación, Fredericks dejó la presidencia de la comisión de evaluación de los Juegos Olímpicos-2024. El excampeón del mundo de los 200 metros había anunciado que no participaría en la designación de la ciudad anfitriona de los Juegos-2024.

Puedes leer: Así luce la clavadista expulsada por escándalo sexual en Río 2016

Los hechos reprochados recuerdan a un anterior escándalo destapado en el proceso de atribución de los Juegos de invierno de Salt Lake City-2002. Una treintena de miembros del COI fueron acusados entonces de obtener favores (tratamientos médicos gratuitos, becas de estudio para sus hijos, terrenos a precios reducidos...) a cambio de su voto a favor de la ciudad norteamericana.

AFP