Colombia.com Bogotá Jueves, 30 / Ene / 2020

¿Cómo se debe educar a un gato?

Ellos también necesitan ser orientados, debes tener paciencia y saber corregirlos.

Como educar gato
Aprende a reprender a tu gato. Foto: Shutterstock

Como los niños, las mascotas también tienen momentos en los que se portan mal y deben ser reprendidos. En el caso de los gatos, la disciplina es un poco más complicada de impartir, pero no es imposible si sabes la forma correcta de hacerlo.

Comportamientos que debes corregirle

Foto: Shutterstock

La naturaleza felina de los gatos los lleva a tener una gran curiosidad, por lo cual son amantes a trepar por muebles, rejas, estanterías, cortinas, o cualquier espacio que se lo permita; de ahí que suelan dañar con frecuencia la tela, la tapicería o cualquier superficie que decidan experimentar. 

Quizás puede parecerte algo muy tierno, pero en realidad es un hábito que debes ayudarle a eliminar para que puedan tener una buena convivencia, así como estos otros a los cuales debes prestar atención:

  • Que aruñe todas las superficies por las que pasa pues saca sus garras cada que ve la oportunidad.
  • Que intencionalmente destruya los muebles de la casa.
  • Que sea goloso y tire la caneca de la basura en busca de las sobras de la comida.
  • Que decida robar la comida que dejas sobre la mesa, la cocina o cualquier estantería.
  • Cualquier otra actitud que te genere incomodidad.

¿Cómo corregirlo?

Foto: Shutterstock

El agua siempre es un gran aliado para educar a tu gato, pues estos pequeños seres le tienen un gran miedo o fastidio. Puedes ayudarte con un spray o un pulverizador para rociarlo cada que decida acercarse a realizar el daño; con el paso del tiempo logrará asociar el lugar con el agua y dejará de hacerlo.

Cuando decida robar la comida que tienes sobre cualquier superficie, llévalo a otra habitación y déjalo allá solo, así entenderá que si vuelve a hacerlo terminará aislado. 

Por otro lado, debes brindarle otros espacios donde pueda liberarse del estrés y deje de poner a prueba su curiosidad con los muebles o los artículos de decoración de tu hogar; para ello, consigue un lugar de juegos solo para él que contenga un rascador vertical, juguetes que pueda morder, colgantes que pueda arañar, un trepador y un túnel.

En cualquier caso, debes saber que es importante que primero analices si dicho comportamiento se da por algún problema emocional como la tristeza o la ansiedad; esto puedes evaluarlo en compañía de tu veterinario de confianza. Además, recuerda que pegarle y gritarlo jamás será una buena manera de educarlo, esto podría incluso volverlo peor de inquieto. 

Karen Benavides - Colombia.com