Colombia.com Bogotá Martes, 21 / Feb / 2017

Libratus: La máquina invencible en póker

¿Podría el ser humano vencer a una máquina en una partida de póker?

Libratus: La máquina invencible en póker

El pasado 30 de enero, la supercomputadora llamada Libratus, construida y programada en la universidad Carnegie Mellon de Estados Unidos, venció a cuatro campeones de póker en el torneo Cerebros vs Inteligencia Artificial (Brains vs AI) realizado en Pittsburgh, Pensilvania. Aunque no es la primera vez que una máquina vence al ser humano en un juego con alta demanda mental, esta vez el resultado deja conclusiones un poco diferentes y muy fascinantes.

Hace apenas 20 años, en mayo de 1996, la computadora de IBM llamada Deep Blue venció al ruso Garry Kasparov, maestro de maestros y campeón mundial de ajedrez, siendo la primera vez que una máquina vencía a un campeón mundial en un torneo. Este suceso se hizo eco en todo el mundo, no sólo en la comunidad científica, sino que los temas de la confrontación hombre versus máquina y la inteligencia artificial invadieron la cultura popular. Recordemos las películas Matrix (1999); Nivel 13 (1999); El hombre bicentenario (1999); Inteligencia Artificial (2001) o  Yo robot (2004).

Aunque Deep Blue es una máquina maravillosa, su “talento” para jugar se basa en la capacidad de calcular millones de alternativas de jugadas en poco tiempo, no en lo que podemos llamar intuición o experiencia. Lo más sorprendente de Libratus, al igual que en el caso de otras computadoras que se han construido recientemente, es su capacidad en apariencia humana de usar estrategias complejas de negociación y aprendizaje para retar a la mente humana. Este tipo de máquinas aparecieron hace unos años y han vuelto a poner de moda el tema de la inteligencia artificial; lo vemos por ejemplo en películas como Ex Machina (2015), Transcender (2014) y Vengadores: La era de Ultrón (2015).

El póker tiene muchos más factores humanos y emocionales que el ajedrez, por eso el juego es fascinante. Cuánto de arriesgado eres, cómo reaccionas a situaciones de alta presión, cómo negocias silenciosamente con tus oponentes, y cómo los confundes son habilidades claves para ganar. Adicionalmente, en el póker no sólo no puedes ver el juego de tu contrincante, como sí es posible en el ajedrez, sino que no tienes la certeza de qué cartas son las próximas en llegar a la mesa. Por esta razón, la ciencia del póker involucra métodos avanzados y sofisticados de toma de decisiones junto con la teoría de juegos de Nash (que se hiciera famosa por la película Una Mente Brillante). Parece que las máquinas cada vez pueden interactuar con nosotros de forma más inteligente.

Por supuesto que Libratus no fue concebida siendo invencible, ha jugado miles de millones de partidas simuladas; por lo tanto, podemos decir que ha aprendido a jugar. ¡Y de qué manera! Por suerte para los jugadores que se le enfrentaron, las partidas se jugaron con dinero virtual; de lo contrario hubiesen perdido hasta 1,7 millones de dólares en total.

Estamos en una nueva era, la que había anticipado la ciencia ficción. Aunque nos puede asustar un poco lo que está por venir, los avances en la computación y la robótica nos van a ayudar a construir una sociedad más eficiente e inteligente.