Actualización: Vie, 04 / Dic / 2015 1:00 pm
Viernes, 04 / Dic / 2015

Cuidados en caso de quemaduras con pólvora durante estas vacaciones

Archivado en Salud

Los niños suelen ser los más afectados por lo que debemos recordar que antes de recibir atención médica los padres deben seguir ciertas recomendaciones para no empeorar la quemadura.

Cuidados en caso de quemaduras con pólvora durante estas vacaciones
Cuidados en caso de quemaduras con pólvora durante estas vacaciones

A pesar de que anualmente se desarrollan campañas para prevenir el uso de la pólvora en menores, a final de año se siguen presentando casos de niños afectados por la mala utilización de este tipo de artefactos.  

Si bien es indispensable que el niño reciba atención médica inmediata al momento de presentarse esta situación, los expertos recomiendan tener ciertos cuidados para una mejor recuperación de la piel.

“La manipulación inadecuada de velas, fuego y elementos con pólvora puede dejar graves consecuencias en las extremidades, la cara e, inclusive, el área genital de los menores. Por esta razón, es importante seguir ciertas recomendaciones, para no empeorar la quemadura antes de ser vista por un profesional”, afirmó Ana Cecilia Cuartas Londoño, médica pediatra.

Te puede interesar: Alerta por láser azul que están pidiendo los jóvenes para Navidad

Para tener un mejor manejo de este tipo de situaciones, estos son siete cuidados que los padres de familia deben tener en cuenta:

1. Conserve la calma: Así evitaremos transmitir mayor estrés al paciente y poder darle un mejor manejo a la situación mientras se dirige a algún centro médico.

2. Retire las ropas y  residuos sólidos: Con abundante agua tibia o solución salina, de esta manera se evitará una mayor irritación en la zona afectada.

3. Lavar la quemadura: Es importante que se realice con agua tibia y jabón neutro durante 20 minutos, pues contrario a lo que se piensa, el agua fría profundiza la quemadura. El agua tibia elimina sustancias nocivas, disminuye el dolor y baja el edema.

4. No aplicar hielo a la quemadura: Su concentrada temperatura helada podría causar una quemadura peor, ya que en estos casos la piel se encuentra muy expuesta y sensible.

5. No reventar las ampollas provocadas por las quemaduras: Esto podría generar la rápida colonización de bacterias.

6. No le de alimentos al paciente después del incidente: Si la herida es grave y requiere manejo quirúrgico para poder suministrar la anestesia es necesario contar con por lo menos 8 horas de ayuno.

7. Traslade de manera inmediata al servicio de urgencias más cercano: Aún si la quemadura parece mínima, es importante que recibe atención médica. Los padres deben conocer el  historial de vacunación del menor y llevar el carné respectivo (el tétano es un riesgo en este tipo de heridas).