Actualización: Lun, 08 / Sep / 2014 1:52 pm
Lunes, 08 / Sep / 2014

Los mejores ejercicios para la Fibromialgia

Archivado en Salud

La fibromialgia es un síndrome crónico de dolor en la actualidad, se asocia con una variada gama de síntomas, tanto físicos, como fatiga persistente y sueño no reparador, así como mentales, relacionados con ansiedad y depresión.

Los mejores ejercicios para la Fibromialgia

Si ya tomaste la decisión de empezar a ejercitarte pero no sabes por dónde empezar, lo más recomendable es que te asesores con tu médico o fisioterapeuta, quien te dará las indicaciones más adecuadas sobre qué rutinas de ejercicios hacer.

A continuación te presentamos una lista con los ejercicios que han reportado mayor mejoría en los pacientes con Fibromialgia.

1. Yoga. Esta actividad propicia el estiramiento y fortalecimiento de los músculos, reduciendo el dolor y el estrés. El yoga permite relajar el cuerpo y la mente, fortaleciendo los músculos doloridos, sin forzarlos. Las personas con Fibromialgia deben evitar posturas con rangos muy extremos de movimiento que puedan ocasionar lesiones, en cambio, deben buscar posturas que tenga movimientos confortables y estén dentro de sus capacidades.

2. Pilates. Es una forma de ejercicio que se centra en el fortalecimiento de los músculos que rodea al abdomen y espalda. En algunas personas suele ayudar a aliviar el dolor más efectivamente que con relajación o estiramiento. Este tipo de ejercicios permite mejorar la postura, flexibilidad y fuerza. Las personas con Fibromialgia deben empezar con ejercicios de principiantes.

3. Caminar. Es una excelente actividad sencilla y de bajo impacto, que se puede hacer casi en cualquier lugar: centro comercial, parque, calle, etc.  Permite a la persona con Fibromialgia tener un corazón saludable, reducir el estrés, mejorar el sueño y mantener los músculos en buen estado.

4. Ejercicios en agua. No todas las personas tienen acceso a una piscina con agua caliente, sin embargo, vale la pena hacer el esfuerzo para conseguirlo. La natación y ejercicios acuáticos es probablemente la mejor actividad para las personas con problemas musculoesqueléticos. La flotabilidad del agua ayuda a que los movimientos sean más suaves y fáciles, por otra parte, el agua ofrece una resistencia que ayuda a que los músculos se fortalezcan.

5. Tai chi. Es un buen ejercicio que cultiva la atención plena. Se realiza con movimientos suaves que conecta al cuerpo con la mente. A las personas con fibromialgia les puede ayudar a reducir el dolor, la rigidez y la fatiga; y mejora la fuerza, la resistencia y equilibrio.

6. Estiramientos. Es una sencilla actividad que puedes realizar incluso desde la comodidad de tu cama al despertar. Los estiramientos reducen el dolor y la rigidez, ayudan con la postura y mantienen flexibles a los músculos y articulaciones. El estiramiento antes de una rutina de ejercicio también es muy recomendable, pues ayuda a que la sesión de ejercicio sea más cómoda y reduce el riesgo de lesiones

7. Ejercicios aeróbicos. Las actividades aeróbicas, como andar en bicicleta estacionaria, zumba, correr o trotar, son especialmente buenos para las personas con Fibromialgia, ya que además de mejorar los síntomas, mejora la función física y el corazón. Los aeróbicos activan los mecanismos opioides endógenos, los que reducen el dolor.