Actualización: Mié, 22 / Jun / 2011 10:58 am
Miércoles, 22 / Jun / 2011

Los motivos por los cuales una mujer no llega al orgasmo

¿Estás aburrida de que todas hablen de sus intensos orgasmos y que tú aún no sepas qué es eso?. Traemos los mejores consejos para que comiences a disfrutar de lo mejor del sexo.

Los motivos por los cuales una mujer no llega al orgasmo
En el siguiente artículo te contamos cuáles son los enemigos del orgasmo, aquellos miedos y actitudes que nos boicotean nuestros deseos de disfrutar. Conócelos y erradícalos de tu vida.

Los complejos
Las mujeres solemos estar llenas de complejos e inseguridades, sobre todo ligados a nuestro cuerpo y los defectos que vemos en este. Esto nos lleva a estar más preocupadas de ocultar la celulitis y los kilitos de más que de relajarnos y entregarnos al placer. Olvídate de tus complejos y de que no tienes un cuerpo perfecto, tu chico no está pensando en ello cuando están en la cama. Desnúdate sin temor y concéntrate en pasarlo bien.

La timidez
La timidez está asociada a los complejos, pues mientras más inseguras de nuestro cuerpo nos sentimos, más tímidas y vergonzosas nos ponemos en la cama. Pero lo cierto es que la timidez también es una gran enemiga de los orgasmos. En el sexo es necesario soltarse, relajarse y jugar, dejándonos llevar y haciendo todo lo que nos da la gana hacer.

El estrés
El estrés sin duda puede boicotear todos tus intentos por llegar al clímax. En períodos de mucha tensión y sobrecarga, estamos muy preocupadas de lo que debemos hacer al día siguiente, de los niños, de las labores domésticas, de las cuentas, del trabajo, etc., preocupaciones que también nos llevamos a la cama. Es cierto que es difícil olvidarse de un segundo a otro de los deberes y responsabilidades, pero se debe tratar de hacer un esfuerzo y dejar la cabeza en blanco durante el sexo, pues nadie puede llegar al orgasmo pensando en la reunión de mañana.

La culpa

En nuestra cultura aún existe una concepción muy machista del sexo, lo que implica que las mujeres nos sintamos muchas veces culpables de querer pasarlo bien y disfrutar a la par con los hombres en la cama. Esto es algo que ya debe empezar a cambiar en nuestra sociedad y para ello nosotras las mujeres somos quienes debemos apoderarnos de nuestra sexualidad y desprendernos de los miedos y culpas que nos impiden gozar plenamente.

Posiciones incómodas
Muchas veces por querer innovar y probar cosas nuevas, terminamos teniendo sexo de forma incómoda y en posturas que difícilmente nos harán disfrutar. Si bien es bueno salir de la rutina y practicar otras posiciones sexuales, también es importante que te sientas cómoda, ya que resulta muy difícil alcanzar el orgasmo mientras se está haciendo fuerza y equilibrio para lograr mantener la posición.