Por: Redacción Vida y Estilo • Colombia.com

Víctima de brujería o malas energías: ¿cómo saberlo y qué puedes hacer?

¿Problemas constante? ¿Malestares sin explicación? ¿Mala racha? Puedes estar siendo víctima de brujería o malas energías; así puedes descubrirlo y actuar para solucionarlo.

Así puedes saber si eres víctima de brujería o malas energías. Foto: Shutterstock
Así puedes saber si eres víctima de brujería o malas energías. Foto: Shutterstock

¿Problemas constante? ¿Malestares sin explicación? ¿Mala racha? Puedes estar siendo víctima de brujería o malas energías; así puedes descubrirlo y actuar para solucionarlo.

La magia negra se ha convertido en todo un dolor de cabeza para muchas personas, pues pueden llegar a ser víctimas de ella sin siquiera notarlo, lo cual pone en riesgo su bienestar, su salud, el éxito en diferentes ámbitos de su vida, la estabilidad de sus relaciones, entre muchas otras cosas.

Precisamente, estas prácticas se han popularizado tanto que son numerosas las personas que las llevan a cabo sin pensar en las consecuencias que pueden generar y en la magnitud del daño que están generando.

De hecho, puede que en algún momento de tu vida hayas sentido que todo comienza a salirte mal, que estás teniendo muchos eventos desafortunados, o has tenido dolores a los que los profesionales no encuentran ninguna explicación, y esta sea la razón por la que hoy te encuentras leyendo esta nota; si es así, puede que seas o hayas sido víctima de brujería (hechizos hechos por personas con conocimiento, mal de ojo (por envidias, celos o rabia), o malas energías (vibraciones negativas que nacen de ti mismo o de otra persona).

Por fortuna, hay maneras de saberlo y también algunas formas de revertir los efectos; precisamente, la astróloga Mizada Mohamed comparte en un video en YouTube cómo hacerlo, comenzando por la importancia de diferenciar entre un trabajo de hechicería, y una acumulación de malas energías que nadie está causando de forma intencional.

¿Cómo saber si es brujería o malas energías?

“Todo lo que tenga que ver con electricidad (que se dañen los aparatos electrónicos) es por la mala comunicación en el hogar, los malos pensamientos, pleitos, conflictos, falta de respeto y no tener buena armonía” explica la experta.

Además, si se quiebran cosas, se dañan o sucede cualquier otro daño externo (que no afecta tu cuerpo), no es por brujería, es tan solo una acumulación de energías negativas, las cuales puedes absorber de otras personas o puedes haber creado tú mismo, por llegar molesto del trabajo, se tienen malos pensamientos, entre otras actitudes poco sanas. Por otro lado, si hay enfermedades o marcas inexplicables en el cuerpo, y constantes inconvenientes con los diferentes grupos sociales, puede deberse a brujería.

¿Cómo solucionarlo?

Si se trata de hechicería o mal de ojo, lo recomendable es acudir donde un experto en dichos temas para que contrarreste los efectos con prácticas de magia blanca; también puedes recurrir a hechizos caseros o amuletos de protección, si lo prefieres.

Por otro lado, si el problema es la presencia de vibras negativas, lo recomendable es aprender a manejar y canalizar las emociones, analizando las situaciones y encontrando situaciones de forma pacífica, arreglar cualquier desperfecto en el hogar y alejarse de personas tóxicas.

Artículos Relacionados

+ Artículos