Por: Redacción Actualidad • Colombia.com

EPS Coomeva es liquidada por ineficiencia con sus afiliados

Más de 1,2 millones de afiliados tendrán que ser trasladados a otras entidades promotoras de salud; Según la Superintendencia de Salud, la EPS Coomeva ponía en riesgo la atención de sus usuarios.

Actualización
La entidad tenía cerca de 3.500 tutelas y más de 37.000 quejas y reclamos. Foto: Twitter @Supersalud
La entidad tenía cerca de 3.500 tutelas y más de 37.000 quejas y reclamos. Foto: Twitter @Supersalud

Más de 1,2 millones de afiliados tendrán que ser trasladados a otras entidades promotoras de salud; Según la Superintendencia de Salud, la EPS Coomeva ponía en riesgo la atención de sus usuarios.

Después de una revisión por parte de la Superintendencia de Salud, se tomó la decisión de liquidar a la EPS Coomeva, ya que tiene más de 30.000 tutelas y 193.100 quejas y reclamos por la deficiente prestación de los servicios de salud.

La entidad mencionó que la decisión se dio tras evidenciar la imposibilidad de corregir la situación financiera en que se encuentra la EPS y como protección a la vida y la salud de sus 1.2 millones de afiliados, en 24 departamentos de Colombia.

La EPS estaba bajo las medidas de toma de posesión y de intervención forzosa para administrar desde hace varios meses, pero a pesar de los esfuerzos del agente especial designado por la Supersalud, ya había un desmejoramiento continuado de sus principales indicadores operacionales, asistenciales y financieros. 

La EPS estuvo en medida de vigilancia especial por cuatro años y medio, tiempo durante el cual la Supersalud le impartió instrucciones y órdenes que no fueron atendidas, particularmente para que diera respuesta a la acumulación de quejas, reclamos y peticiones de sus afiliados, y a la necesidad de cumplir con estrictos planes de capitalización.

La EPS se encontraba bajo las medidas de posesión y de intervención forzosa que fue prevista en septiembre del 2021, cuando registraba pérdidas por 81 mil millones de pesos, un déficit de patrimonio de 743 mil millones de pesos, un índice de solvencia de menos 486 mil millones de pesos y un nivel de endeudamiento de 1,56 veces el valor de sus activos.

Además, se evidenció que esta EPS no realizaba el diagnóstico oportuno de enfermedades crónicas como cáncer de cuello uterino y cáncer de mama, y presenta deficiencias en la gestión del riesgo en la población gestante. Por lo que se le ordenó una serie de instrucciones que incumplió referentes a la respuesta oportunas de más de 37.000 quejas y reclamos.

Por otro lado, en tres años recibió 193.100 peticiones, quejas, reclamos y denuncias. La mayoría estuvieron relacionadas con dificultades para acceder a medicina especializada, retardo en entrega de medicamentos, demora en autorización de exámenes de laboratorio y no pago de las prestaciones económicas derivadas de licencia de enfermedad general.

Quizás a causa del mal servicio, en los últimos tres años la EPS sufrió una pérdida de más o menos 550.000 afiliados, una de las disminuciones más grandes entre empresas del sector.

A la fecha, la Supersalud ha impuesto multas por más 20.000 millones de pesos contra esta EPS y alcanzó a imponerle cinco medidas cautelares. Con Coomeva EPS, ya se suman 12 EPS liquidadas o totalmente revocadas en este Gobierno.
 

Artículos Relacionados

+ Artículos