Colombia.com Bogotá Miércoles, 14 / Nov / 2018

ONG Somos Defensores: la mayoría de asesinatos de líderes sociales quedan impunes

La entidad ha mostrado un informe que deja en evidencia el deficiente sistema de justicia en Colombia ante los reiterados crímenes. 

ONG Somos Defensores: la mayoría de asesinatos de líderes sociales quedan impunes
La mayoría de asesinatos de líderes sociales quedan impunes, de acuerdo a la ONG Somos Defensores. Foto: AFP.

Algo que siempre ha estado evidente para todos pero que en esta ocasión aparece con cifras escalofriantes por parte de un informe de la ONG Somos Defensores. Los números nos indican que el 91,4 % de los asesinatos de líderes sociales y campesinos en el territorio nacional cometidos entre 2009 y 2017 quedaron impunes, y sólo 49 casos (el 8,6 %) tuvieron una sentencia condenatoria o absolutoria en la denuncia del organismo.

Con un alto nivel de gravedad representado en dicho informe, en el que además se analiza en un total de 563 casos de asesinatos registrados por el sistema de información del programa Somos Defensores y a su vez es recogido por la agencia de noticias Efe.

Escucha acá las principales emisoras informativas de Colombia

"'Esclarecimiento' no es igual a 'disminución de impunidad'; esclarecimiento es sencillamente mostrar índices de que la Fiscalía por fin está haciendo su trabajo: investigar", desaprobó la organización en su escrito en el que también reclama "justicia efectiva" para los líderes asesinados, los más golpeados en la mayor parte de territorio colombiano.

De esta manera, la entidad le solicita a los jueces que entreguen "mayores resultados, según el actual sistema de justicia, en tanto la investigación previa hecha por la Fiscalía tenga celeridad y calidad".

La organización asimismo entrega como dato en 77 el número de líderes sociales exterminados en los seis primeros meses del presente año, una cifra aterradora que muestra un evidente incremento del 34 % relacionado en cuanto al mismo periodo del año pasado.

Los impresionantes números afirman que de estos 77 crímenes, 13 se originaron en el departamento del Cauca, 12 en Antioquia y 10 en el Norte de Santander, en tanto que Bogotá, Risaralda, Bolívar, Caquetá y Santander registraron dos homicidios en cada uno.

Los números representan una nefasta sentencia frente a las pérdidas humanas en la medida que se pueden determinar por estos perfiles: 19 de los asesinados en los seis primeros meses de 2018 eran líderes comunales; 16 eran líderes campesinos; 15 eran defensores comunales y 12 líderes indígenas.

No solamente el informe explica los asesinatos sobre las personas, el informe igualmente recogió los casos de "agresiones" a líderes sociales, que parten desde amenazas hasta evidentes atentados, detenciones arbitrarias e ilegales, robo de información y desaparición forzada en muchos lugares de Colombia.

En cuanto a la responsabilidad y sus autores, el informe no precisa con claridad por el mismo hecho del alto porcentaje de impunidad, si bien en la autoría mayoría de asesinatos (59) en 2018 es desconocida, el informe apuntó un aumento en el número de asesinatos cometidos por la guerrilla del ELN -de 1 a 4- y por la fuerza pública -de 2 a 6-, mientras que por primera vez se registraron cinco asesinatos cometidos por las disidencias de las FARC.

El final del informe también señala la poca o nula protección por parte del estado colombiano con las personas amenazadas. "Hasta la fecha no hay información de que las personas defensoras asesinadas contaran con medidas de protección estatal", concluyó el informe de la ONG Somos Defensores.

Redacción Actualidad - Colombia.com