Colombia.com Bogotá Sábado, 05 / Mar / 2011

Desmovilización de un bloque de AUC fue un montaje: “El alemán”

El desmovilizado fustigó al entonces Alto Comisionado para la Paz, Luis Carlos Restrepo, y se preguntó si él sabía lo que iba a suceder en Medellín.

Freddy Rendón Herrera, alias
Freddy Rendón Herrera, alias "El Alemán"

El desmovilizado paramilitar Freddy Rendón Herrera, alias "El Alemán", dijo este viernes que una primera desmovilización de un bloque de las Autodefensas Unidas de Colombia, AUC, fue un montaje para darle beneficios políticos a jefes de una poderosa banda de sicarios.

Según la página del diario El Tiempo, Rendón dijo ante un Tribunal de Justicia y Paz que la primera desmovilización del bloque "Cacique Nutibara", ocurrido en noviembre de 2003, fue un montaje para darle beneficios a los jefes de la "Oficina de Envigado" y mermar los niveles de violencia en Medellín.

Explicó que la gente que conformaba la "Oficina de Envigado" -una red de sicarios creada en la década de 1980 por el narcotraficante Pablo Escobar- obedecía a Diego Fernando Murillo Bejarano, alias "Don Berna", extraditado a Estados Unidos en 2008, a quien Rendón señaló de "colarse" en el proceso de desmovilización de las autodefensas.

"La del 'Cacique Nutibara' fue una desmovilización ficticia, se recogieron uniformes y armas viejas para ese espectáculo que se montó en el Palacio de Exposiciones por parte de las oficinas delincuenciales de Medellín, lideradas por Diego Fernando Murillo alias "Don Berna", dijo Rendón.

El desmovilizado fustigó al entonces Alto Comisionado para la Paz, Luis Carlos Restrepo, y se preguntó si él sabía lo que iba a suceder en Medellín.

Rendón agregó en su diligencia que hubo "una falsa desmovilización con botas nuevas, donde sectores del alto gobierno, alcaldes y futuros alcaldes participaron para bajar unos niveles de violencia y dar unos subsidios económicos a miembros de combos".

El comisionado Restrepo está en el "ojo del huracán", pues dos exguerrilleros han dicho que la desmovilización de 62 personas de la Compañía Móvil "Cacique Gaitana" de las Farc, en marzo de 2006, en la zona rural de Alvarado, Tolima, fueron un montaje.