Por: Stephanie Angulo Espejo • Colombia.com

Matilde Lina, el amor prohibido de Leandro Díaz en la vida real

Después del estreno de la bioserie, los personajes en la vida real han causado mucha curiosidad.

Matilde Lina interpretada por Laura de León. Foto: Instagram @lauradeleonc
Matilde Lina interpretada por Laura de León. Foto: Instagram @lauradeleonc

Después del estreno de la bioserie, los personajes en la vida real han causado mucha curiosidad.

Ahora con el estreno de la bioserie de Leandro Díaz protagonizado por Silvestre Dangond y la actriz Laura de León en el papel de Matilde Lina, muchos se han empezado a preguntar que es de la vida de la joven que fue en su momento la musa para una de sus más famosas canciones, aquí te contamos de quién se trata.

Como la historia de muchas canciones, detrás de estas hay momentos, personas queridas o simplemente musas, este es el caso de la canción “Matilde Lina”, una de las más famosas composiciones del fallecido cantante. Aunque la composición es hermosa, tiene detrás una triste historia, pues habla de una amor que es platónico.

Matilde Lina es una mujer que se robó el corazón del rey del vallenato y como es fácil de ver en la novela, Matilde tenía una forma de ser encantadora y arrolladora y a pesar del impedimento visual que tenía Leandro, sabía de alguna forma que su belleza era impresionante, y es que era claro y todo el pueblo lo sabía, ese largo cabello negro y sus delicados rasgos causaron un flechazo repentino en el vallenatero.

Todo sucedió en una celebración en Manaure, La Guajira, y es que a pesar de que el cantante habría quedado ciego tan solo con ocho días de nacido, su aroma y su voz fueron suficiente para convertirla en una inspiración, sin embargo era claro que este amor solo sería platónico, pues Matilde ya era una mujer casada.

Para el diario local El Pilón, Matilde ofreció una entrevista en donde una de las preguntas era por que ella creía que Leandro se había enamorado de ella, por lo que naturalmente ella respondió que, “No sé, de pronto la amabilidad, mi tono de voz. Él estaba enamorado de mi, porque en una parranda que estaba él echó un verso y yo estaba con mi marido, y él lloró y yo pensé: ‘No vuelvo más donde esté Leandro parrandeando’".

Lamentablemente este amor nunca pudo, ser y es que Matilde tenía claro que no quería dañar su matrimonio, “Yo lo apreciaba mucho, pero como hombre para mí no lo quise”, por lo que este amor quedó plasmado en unos poéticos versos del cantante, lo que traspasará el tiempo y el espacio más allá de lo que pudiesen llegar a imaginar en algún momento.

Finalmente comentó que "Para mí Leandro era un buen compositor, el hombre que me inmortalizó, el hombre que hizo la canción más bonita, yo lo apreciaba mucho por eso, pero como hombre para mí no lo quise (...) Yo tenía mis hijos y no iba a dejarlos por él, así como él no iba a dejar a sus mujeres por mí. Pero él me decía: ‘Vamos a ser felices Matilde, vamos a vivir juntos’”, ahora lo que queda de todo son solo recuerdos en la mente de Matilde, y una canción que perdurará en la historia del amor que nunca fue.

Artículos Relacionados

+ Artículos