Futbolistas

Por: Redacción Fútbol • Colombia.com

Cuadrado, rechazado por River y Boca y hoy es la figura colombiana frente a Argentina

Juan Guillermo Cuadrado es un futbolista carismático, y ante la ausencia de James Rodríguez, cargó con la responsabilidad de generar el juego colombiano, una labor que no le ha quedado grande a este hombre oriundo de Necoclí, Antioquia que probó suerte en equipos de la Argentina.

Juan Guillermo Cuadrado es la cuota de calidad de la selección que dirige Reinaldo Rueda. Foto: Twitter @DatosDelDecano
Juan Guillermo Cuadrado es la cuota de calidad de la selección que dirige Reinaldo Rueda. Foto: Twitter @DatosDelDecano

Juan Guillermo Cuadrado es un futbolista carismático, y ante la ausencia de James Rodríguez, cargó con la responsabilidad de generar el juego colombiano, una labor que no le ha quedado grande a este hombre oriundo de Necoclí, Antioquia que probó suerte en equipos de la Argentina.

La carrera de Juan Guillermo Cuadrado con la selección Colombia no ha sido redonda, el hombre de Necoclí es el jugador desequilibrante del equipo de Reinaldo Rueda, y a sus 33 años ha alcanzado una madurez futbolística que pocos pueden poner a disposición de su equipo nacional.

Durante esta Copa América en la que el trabajo de la escuadra cafetera ha estado lleno de altibajos y varios de sus jugadores han sido cuestionados, la clasificación a las semifinales deja atrás las críticas y abre la esperanza para llegar a disputar la final del torneo, la cual sería la tercera en la historia de nuestra selección, ya que en 1975 disputó el título con Perú y perdió, pero 26 años después, en 2001, un cabezazo de Iván Ramiro Córdoba le dio el título en El Campín ante México.

Pero volvamos al caso del “panita”, Juan Guillermo Cuadrado es uno de los jugadores de mayor calificación en la selección durante el torneo, el antioqueño se ha encargado de echarse el equipo al hombro y con su talento, capacidad y experiencia ha logrado que el vacío por la no convocatoria de James Rodríguez se haya podido llenar.

Para Juan Guillermo no todo ha sido color de rosa en el fútbol, porque este hombre, figura de la selección nacional y uno de los más queridos y carismáticos futbolistas que esta noche enfrentan a la Argentina, también soñó con ser parte del fútbol gaucho, una liga con la que muchos deliran, por su calidad, nivel de competencia y por ser un tradicional trampolín hacia el fútbol del viejo continente.

“Cuadradito”, con 18 años viajó a la Argentina a probarse en sus equipos y llegó con las más grandes ilusiones a River Plate y a Boca Juniors a probarse, allí lo vieron, lo evaluaron y analizaron, y luego lo despidieron con el tradicional “no nos llame que nosotros lo llamamos”, pero el colombiano no se dejó ganar por la decepción y se fue a probar también a Nueva Chicago y a Tiro Federal, pero allí le dijeron “nosotros te avisamos” y el aviso nunca llegó.

Cuadrado no se quería ir de Argentina y probó suerte con un club de la cuarta categoría, El Porvenir, y allí también lo rechazaron, entonces decidió regresar a Colombia y recaló en el Deportivo Independiente Medellín, en el poderoso tardó un par de años en lograr demostrar su calidad, pero cuando lo hizo se convirtió en uno de los mejores del cuadro rojo de la montaña.

Para Juan Guillermo Cuadrado el trampolín a la fama no fue el fútbol argentino, sino el rentado colombiano, porque del DIM dio el salto a Italia para sumarse al Udinese, luego Lecce, la Fiorentina y el Chelsea inglés; hoy hace parte del poderoso Juventus y es uno de sus jugadores más destacados y emblemáticos.

“El panita” es hoy la figura colombiana que enfrenta a la siempre poderosa Argentina, que con Messi a la cabeza siempre será un difícil escollo, pero este hombre del Urabá antioqueño sabe lo que es superar dificultades como las que vivió en el país del tango, porque mientras se probaba en varios equipos supo lo que era tener el dinero para apenas una comida al día. 

Artículos Relacionados

+ Artículos