Actualización: Vie, 29 / Jun / 2012 12:09 pm
Viernes, 29 / Jun / 2012

Nuevos factores de riesgo de enfermedades neurodegenerativas

Las enfermedades neurodegenerativas son causadas por genes que son muy activos, más que por mutaciones genéticas dañinas, según  Clínica Mayo de Jacksonville, Florida.

Nuevos factores de riesgo de enfermedades neurodegenerativas
Usando un nuevo y potente acercamiento para entender los orígenes de los desórdenes neurodegenerativos como el Alzheimer, los investigadores también reportaron que varios cientos de genes de casi 800 muestras de cerebro de pacientes con esta condición y otros desórdenes, tienen niveles de expresión alterados que no fueron resultado de la neurodegeneración. Esta forma de análisis de datos mide los niveles de la expresión génica a través de la cuantificación de la cantidad de ácido ribonucleico (ARN) producido en el tejido y escanea el genoma de los pacientes para identificar variantes genéticas que se asocian con estos niveles.

“Ahora entendemos que la enfermedad aparentemente se desarrolla de variantes de genes que tienen modesto efecto en la expresión del gen, y los cuales también están presentes en personas sanas. Pero algunas de las variantes --elevando la expresión de algunos genes, reduciendo los niveles de otros -- combinan para producir una tormenta perfecta que lleva a la disfunción”, dice la Dra. Nilufer Ertekin-Taner, neurocientífica de la Clínica Mayo y líder de esta investigación.

Adicionalmente, “si podemos identificar los genes relacionados a una enfermedad que son muy activos o muy inactivos, podríamos ser capaces de definir nuevos blancos de medicinas y terapias”, agrega la especialista.

Los investigadores de la Clínica Mayo midieron el nivel de 24.526 transcripciones (mensajero ARN) para 18.401 genes usando tejido de autopsia cerebelosa de 197 pacientes con enfermedad de Alzheimer y de 177 pacientes con otras formas de neurodegeneración. Posteriormente, validaron los resultados a través del examen de la corteza temporal de 202 pacientes con Alzheimer y de 197 con otras patologías. La diferencia entre estas muestras es que mientras la corteza temporal está afectada con la enfermedad de Alzheimer, el cerebelo está relativamente libre.

De estos análisis, fueron identificados más de 2.000 marcadores de expresión alterada en ambos grupos de pacientes que eran comunes entre el cerebelo y la corteza temporal. Algunos de estos marcadores también sugirieron su contribución al desarrollo de enfermedades neurodegenerativas y otras condiciones.

“Este es un acercamiento potente para entender la enfermedad (de Alzheimer)”, añade la Dra. Ertekin-Taner. “Puede encontrar nuevos genes que contribuyen al riesgo, como también un nuevo camino genético, y también puede ayudarnos a entender la función de un gran número de genes y otros reguladores moleculares en el genoma que están implicados en enfermedades muy importantes”.

De acuerdo con el Estudio Epidermiológico Nacional (EPINEURO), el Alzheimer es uno de los trastornos neurodegenerativos con mayor prevalencia en Colombia. El 13,1 porciento de cada mil personas mayores de 60 años padecen esta enfermedad, seguida por otras como la Demencia Frontotemporal (DTF) y la Demencia Vascular.