Colombia.com Bogotá Martes, 08 / May / 2018

Descubren que Júpiter y Venus están cambiando el clima en la Tierra

La órbita de la Tierra está deformada por la atracción gravitacional de Júpiter y Venus en un ciclo que se manifiesta cada 405.000 años. 

Descubren que Júpiter y Venus están cambiando el clima en la Tierra
Foto: Pixabay.

El clima de la Tierra es un fenómeno extremadamente complejo que durante años los investigadores han tratado de comprender mejor.

Los expertos pueden detectar el calentamiento global acelerado y la destrucción de la naturaleza por el hombre, sin embargo, junto a este proceso, existen otros factores naturales que influyen pero que no siempre se pueden comprender.

Te puede interesar: La NASA, un paso más cerca de conocer las entrañas de Marte

Un reciente estudio publicado en Proceedings of the National Academy of Sciences, ha permitido que los científicos logren confirmar una hipótesis de hace varios años que sugería que la órbita de la Tierra está deformada por la atracción gravitacional de Júpiter y Venus en un ciclo que se manifiesta cada 405.000 años.

'Es un resultado impresionante porque este largo ciclo, que se había predicho a partir de movimientos planetarios hace unos 50 millones de años, se ha confirmado hace al menos 215 millones de años. Los científicos ahora pueden vincular los cambios en el clima, el medio ambiente, los dinosaurios, los mamíferos y los fósiles de todo el mundo a este ciclo de 405.000 años de una manera muy precisa', señala Dennis V. Kent, investigador de la Universidad de Rutgers.

Los investigadores han estudiado este fenómeno por más de diez años, un ejemplo de lo que se llama un ciclo de Milankovitch, que hace que nuestra órbita prácticamente circular alrededor del Sol cambia a una que es aproximadamente 5% elíptica, antes de reanudar su trayectoria circular.

Sin embargo, antes no se tenía la evidencia suficiente para confirmar esto, mientras que ahora, por primera vez, los expertos han encontrado evidencias físicas para apoyar su hipótesis, lo que tiene relevancia para estudios del clima, la evolución de la vida y incluso del Ssitema Solar.

Para logran obtener estos resultados, en el año 2013, Kent y su equipo de investigadores comenzaron a perforar núcleos de las rocas de más de 457 metros desde una colina en el parque, analizándolos en busca de radioisótopos que indicaban su edad y evidencia de reversiones en la polaridad del campo magnético de la Tierra.

Al momento de compararlos con muestras de sedimentos de la cuenca Newark, un antiguo lago prehistórico que abarcaba la mayor marte de Nueva Jersey, obtuvieron evidencias de que el ciclo de 405.000 años potencia los efectos de otros ciclos planetario que influyen en el clima.

Estos 45.000 años, registran un tiempo anterior a los dinosaurios, lo que consta de una serie de implicaciones en diversos campos de investigación, desde la interpretación de los fósiles, la evolución de las formas de vida y para mejorar el entendimiento de los movimientos planetarios.

Los expertos esperan que esto les permita comprender mejor cómo Júpiter y Venus, a pesar de la distancia en que se encuentran, afectan el clima de la Tierra, y cómo evidentemente experimenta cambios de calentamiento y enfriamiento en vastos marcos de tiempo.

¿Qué son los ciclos Milankovitch?

Los llamadas ciclos de Milankovitch, honran al matemático serbio que los estudió en los años veinte, Milutin Milankovitch, y hacen referencia a los efectos conjuntos de los cambios de los movimientos de la Tierra que provocan el clima a lo largo de miles de años.

Según Milankovitch, las variaciones orbitales son las causantes de los períodos glaciales e interglaciales producidos durante esta última época.

Argumenta su análisis explicando que la radiación solar, si bien tiene alteraciones, no son suficientes como para cambiar el clima del planeta, pero sí que pueden serlo los cambios en la órbita terrestre.

Aunque se conoce un ciclo de 100.000 años en la excentricidad de la órbita terrestre y que se suma al de los 405.000 ahora estudiado, también existe un ciclo de 41.000 años de duración marcado por la inclinación del eje de la Tierra en relación con el Sol, y uno de 21.000 marcado por el cabeceo del planeta.

Todos estos ciclos influyen en el clima de la Tierra y determinan cuánta luz solar incide sobre cada hemisferio.

No dejes de leer:

Los científicos esperan registrar hasta un centenar de "temblores de Marte" en el transcurso de la misión.

Posted by Colombia.com on Sunday, May 6, 2018