Actualización: Jue, 18 / Abr / 2019 2:47 pm
Colombia.com Bogotá Jue, 18 / Abr / 2019 1:24 pm

¿Qué significado tiene el Jueves Santo?

Es uno de los momentos centrales de la Semana Santa

¿Qué significado tiene el Jueves Santo?
La Última Cena es el acto más recordado del Jueves Santo. Foto: Shutterstock

Con la llegada del Jueves Santo, millones de feligreses alrededor del mundo dan comienzo al punto clave de la Semana Santa. Y es que según explica la Iglesia Católica, el jueves es el comienzo de lo que se denomina como Triduo Pascual. El Triduo Pascual se refiere al periodo de tiempo que comprende la pasión, crucifixión y resurrección de Jesucristo (esto quiere decir desde el Jueves Santo y hasta el Domingo Santo) que no solo es el momento central de la Semana Santa sino además del año litúrgico de los católicos.

El Jueves Santo tiene tres momentos clave que los creyentes rememoran año a año: la Última Cena, el lavatorio de los pies y la oración en el huerto de Getsemaní.

La Última Cena

El Jueves Santo rememora el instante en que Jesús de Nazaret cenó con sus 12 discípulos. Según cuenta la Biblia, en este momento Jesús compartió con sus apóstoles el pan y el vino, acto que siglos más tarde se convertiría en una tradición en las eucaristías. Además, las escrituras indican que durante esta cena Jesús anunció que uno de sus discípulos lo traicionaría (Judas Iscariote) y otro lo negaría tres veces antes de que cantase el gallo anunciando el amanecer (Pedro). 

Según la fe cristiana, esta cena es considerada como la primera eucaristía de la historia. En la parte cumbre de esta Última Cena, Jesús tomó el pan, lo partió y lo repartió entre sus discípulos diciendo: "Tomad y comed todos de él, porque este es mi cuerpo, que será entregado por vosotros". Luego cogió el cáliz con el vino y dijo: "Tomad y bebed todos de él, porque este es el cáliz de mi sangre, sangre de la alianza nueva y eterna, que será derramada por vosotros y por todos los hombres para el perdón de los pecados". 

La Última Cena concluyó con la frase de Jesús: "Haced esto en conmemoración mía". La Iglesia Católica considera esta frase como la institución del Orden Sacerdotal, uno de los siete sacramentos.

El lavatorio de los pies

Además de compartir el pan y el vino con sus discípulos, otro de los actos más importantes que tuvo lugar en la Última Cena fue el lavatorio de los pies. En las escrituras este hecho representa la humildad de Jesucristo para con sus discípulos.

Según la Biblia, el único que se mostró reacio en este acto de Jesús fue Pedro, quien lo consideró como una humillación del Mesías. No obstante la respuesta de Jesús ("Si no te lavo no tienes parte conmigo") terminó por convencer al apóstol Pedro quien luego, según las escrituras, contestaría a Jesús con un: "Señor, no sólo los pies, sino hasta las manos y la cabeza". 

Oración en Getsemaní

Al concluir la Última Cena, Jesús decide salir al huerto para rezar y le indica a sus discípulos que lo acompañen. Sin embargo, con el paso de la noche uno a uno los apóstoles van cediendo ante el sueño. Pese a esto, Jesús continúa con su oración y allí deja su destino a la voluntad de Dios con la frase: "Padre, si quieres, aparta de mí ese cáliz. Pero que no se haga mi voluntad, sino la tuya".

Posteriormente llega un grupo de soldados, quienes guiados por Judas Iscariote apresan a Jesús. Fue así como lo que horas antes había predicho Jesús se convirtió en realidad, siendo traicionado por uno de sus discípulos a cambio de 30 monedas de plata. Pese a que Pedro intentó defenderlo y hasta cortó la oreja de uno de los soldados, Jesús le prohibió hacerlo y pronunció la conocida frase: "Quien a hierro mata, a hierro muere".   

Es por esto que el Jueves Santo tiene una relevancia especial para la Iglesia Católica, ya que estos tres actos son vitales para lo que la historia marca como la pasión y resurrección de Jesucristo y su legado al mundo.

También puedes leer: Semana Santa: ¿Qué significa para los cristianos?

Redacción Actualidad - Colombia.com