Actualización: Mar, 23 / Nov / 2010 11:58 am
Martes, 23 / Nov / 2010

Jabones naturales, ¡hazlos tú mismo!

El jabón también puede servir para perfumar nuestro armario o decorar cuartos de baño o habitaciones.

Jabones naturales, ¡hazlos tú mismo!

Desde sus inicios, el jabón tiene más usos que el de mantener una higiene adecuada y lavar la ropa, también puede servir para perfumar nuestro armario ropero o decorar cuartos de baño o habitaciones.

Existen numerosas tiendas especializadas en jabones, donde además de haber una gran variedad, nos pueden asesorar sobre el tipo de jabón más adecuado para lo que buscamos, para el hogar o para nuestra piel.

Pero ¿quién mejor que tú mismo para saber qué necesitas y te gusta? Aunque nunca lo hayas pensado, el jabón también lo puedes hacer tú de forma artesanal, en casa, con unos ingredientes básicos y las esencias que más te gusten.

No lo dudes e intenta hacer tu jabón ideal. Empieza por probar para ti, y verás como acabas siendo un experto que con sus manos hace jabones exclusivos que pueden convertirse en el mejor regalo para los amigos y la familia.

Para comenzar, te recomendamos que elabores un primer jabón para mantener la elasticidad de tu piel, es un jabón a base de glicerina. Le podrás añadir el perfume que más te guste y así convertirlo en tu aliado para mantener una piel tersa y suave.

Los ingredientes:

  • Glicerina sólida o jabón de base de glicerina
  • Colorantes naturales y esencias (lavanda, jazmín, tomillo, limón, fresa…)
  • Elementos para decorar (pétalos, cáscara de frutas, semillas…)
  • Aceite
  • Recipiente antiadherente o de acero inoxidable
  • Recipiente para baño maría
  • Moldes para dar forma a los jabones (que deberán ser resistentes a altas temperaturas)

¿Cómo prepararlo?

Pon la glicerina al baño maría sin que llegue a hervir. Una vez derretida retírala del fuego y añade las esencias que hayas elegido (no mezcles muchos perfumes ya que el resultado puede ser demasiado empalagoso).

Por otro lado, unta con aceite los recipientes en los que dejarás enfriar el jabón hecho por ti, con el fin de que la masa se pueda sacar fácilmente. Pon la glicerina derretida con las esencias en esos recipientes y añade los elementos de decoración.

Pasadas unas dos horas ya puedes quitarlos del molde, y los dejas reposar al menos dos días en un lugar seco y ventilado, envueltos en plástico para que no se deterioren.

Mujerdeelite.com