Por: Sergio Gil • Colombia.com

Santa Marta: despertó el único sobreviviente de la tragedia en Gaira,

Las autoridades locales confirmaron este 17 de septiembre que el menor Brayan de Jesús despertó tras el accidente y reconoció a su padre.

Camioneta en la que viajaba Enrique Vives Caballero. Foto: Twitter
Camioneta en la que viajaba Enrique Vives Caballero. Foto: Twitter

Las autoridades locales confirmaron este 17 de septiembre que el menor Brayan de Jesús despertó tras el accidente y reconoció a su padre.

Brayan de Jesús despertó luego de ser embestido por la camioneta que conducía Enrique Vives Caballero. El joven sufrió lesiones en el pecho, la cabeza y otras partes de su cuerpo.

“Ya abrió sus ojos, está un poco triste por lo que está pasando, pero permanece calmado junto a su papá”, expresó un funcionario que atiende su caso.

Según reveló el abogado de quien conducía el auto que atropelló a seis personas, Vives se encuentra internado en un centro psiquiátrico, luego presentar estrés postraumático.

De acuerdo con Caracol Radio, “la juez notificó seguridad para el menor, con unidades de la Policía para garantizar su integridad y la de sus familiares”, debido a que el menor serÍa el único testigo directo de lo ocurrido.

“Con respecto a la protección que debe brindársele al menor que se encuentra retenido en la Clínica Cehoca se le enviarán los oficios correspondientes a Policía Nacional con el fin de que se le brinde la seguridad que el joven requiere en atención a que es el único que presenció al grupo que resultó víctima en este accidente”, indicó la juez en declaraciones recogidas por el diario El Tiempo.

Por otra parte, Alexander de Lima, padre de una de las víctimas, señaló que se encuentra preocupado y a la vez decepcionado por la justicia colombiana y aseguró que “hay manos sucias en el proceso”.

“Hay manos sucias, como se maneja todo en Colombia”, aseguró. Agregó que si él hubiera atropellado a un hijo de Vives la justicia lo hubiese condenado a 70 años de cárcel.

Vives se encuentra en clínica psiquiátrica

Enrique Vives Caballero habría sido el conductor que, según las autoridades se encontraba con segundo grado de embriaguez y, además, iba con exceso de velocidad, hecho que ocasionó que seis jóvenes perdieran la vida durante el pasado lunes 13 de septiembre en una de las calles de Santa Marta durante las horas de la madrugada.

Según el diario El Tiempo, el conductor fue aparentemente trasladado a la Fundación Santa Marta por el Niño, Fusam, para poder realizarle las evaluaciones pertinentes que permitan evaluar su condición mental.

Debido a esto, el abogado de las víctimas se pronunció y afirmó que se está dilatando el proceso ya que la audiencia que se tenía prevista para el miércoles en horas de la mañana fue suspendida por la jueza argumentando que el hombre se encontraba sedado por medicamentos que le habían sido suministrados momentos antes del encuentro.

“Es una estrategia baja de su abogado con la que se burlan de los familiares y hacen más grande su dolor. Era precisamente lo que se esperaba que sucediera porque sabemos que harán hasta lo imposible para no responder por esta tragedia”, comentó el defensor.

Artículos Relacionados

+ Artículos