Colombia.com Bogotá Domingo, 23 / Feb / 2020

Estos son los nuevos 'riesgos' de usar Uber en Colombia

Tags: Colombia Uber

El usuario podría verse en la obligación de realizar pagos adicionales al del servicio, como multas y daños, con la nueva modalidad de Uber.

nuevas reglas uber colombia
Uber volvió con nuevas condiciones. Foto: Shutterstock.

Luego de la anunciada partida de Uber y sus servicios de Colombia el pasado 31 de enero y su inesperado regreso esta semana al país, son muchos los interrogantes que tienen los usuarios de la popular plataforma, que tras la sanción impuesta por la Superintendencia de Industria y Comercio por competencia desleal, vuelve a operar bajo un nuevo modelo de servicio.

Y es que para volver a Colombia la reconocida plataforma de transporte tuvo que reinventarse y de alguna manera ‘cambiar’ su servicio para salirle al paso a los impedimentos que en un comienzo le obligaron a retirarse.

Ahora, 20 días después de su despedida, Uber volvió bajo la modalidad de arrendamiento de vehículos, en el que su servicio pasa de ser el de un modelo de transporte a uno de mediación entre las dos figuras del servicio: arrendador, refiriéndose al conductor, y arrendatario, correspondiente al usuario.

De esta manera, al solicitar un servicio el conductor pasa a ser alguien que alquila su vehículo y su servicio a una persona que requiere movilizarse, sin embargo, este nuevo modelo de servicio trae consigo nuevas reglas en el juego.

Así las cosas, cuando se inicia un servicio tanto el conductor como el usuario deberán aceptar un contrato que estará vigente desde el momento en el que inicia el recorrido hasta el momento en el que finaliza. La modalidad de ‘arrendamiento’ también genera nuevas obligaciones para el usuario que pueden incluso abarcar el responder por daños ocasionados por motivos diferentes al uso normal.

Por ejemplo, si un conductor de Uber excede el límite de velocidad por orden del usuario y es multado, el conductor podría reclamar al usuario que pague la infracción. Lo mismo sucede en el caso en el que el vehículo sufra daños o averías tras seguir las recomendaciones del arrendatario (usuario).  Cosa diferente sucede si en ambos casos la responsabilidad es del conductor, ya que de ser así será este el que deba responder por los gastos.

En cuanto a los daños generados por accidentes, además del Seguro Obligatorio de Accidentes de Tránsito, SOAT, los ocupantes del vehículo podrían verse cobijados con un seguro de Allianz que incluye incapacidad, primeros auxilios, gastos médicos, auxilio exequial, y fallecimiento accidental. La cobertura del seguro finaliza para el usuario con el fin del recorrido.

Recuerda seguir todo nuestro contenido en Google News

Redacción Actualidad - Colombia.com