Colombia.com Bogotá Martes, 23 / Oct / 2018

Propuesta de una Comisión Accidental por la educación superior pública

Frente a la difícil situación económica por la que las universidades públicas sufren y los ha obligado a realizar dos grandes movilizaciones.

Propuesta de una Comisión Accidental por la educación superior pública
La Comisión Accidental, que estaría conformada por representantes de diferentes partidos. Foto: @SenadoGovCo

Un grupo de congresistas esperan este martes la aprobación de esta Comisión, que estaría integrada por delegados de las 32 universidades públicas del país para articular diálogos entre el legislativo y el Gobierno, que conlleven a una solución inmediata y efectiva a la situación económica de estas instituciones de educación superior.

También te puede interesar: Polémica por inicio del programa ‘Generación E’ lanzado por el Gobierno

Así lo explicó el representante a la Cámara por Caldas Erwin Arias Betancur, del Partido Cambio Radical, quien junto con la representante Kelyn Johanna González, del Partido Liberal, lideran esta iniciativa, radicada en la sesión plenaria del pasado miércoles con la firma de más de 20 parlamentarios. 

Escucha acá las principales emisoras informativas de Colombia

La Comisión Accidental, que estaría conformada por representantes de diferentes partidos, busca una propuesta estructural en el tiempo, que permita organizar todo el sistema universitario del país. 

La educación debe ser uno de los principales renglones de la inversión en el presupuesto nacional, advirtió el representante. “Queremos hacerle entender al Gobierno nacional que la educación no es un gasto, sino un inversión”, destacó. 

El congresista caldense considera que las medidas anunciadas por el Gobierno no dan una solución de fondo al problema, ya que los recursos deben ir a la base presupuestal. 

De ser aprobada, la Comisión entraría a funcionar de manera permanente durante la actual legislatura con una mesa directiva y operaría como enlace entre el Congreso y el Gobierno. 

“Soy un convencido de que la educación es el motor de la movilidad social y si un país como el nuestro, en vías de desarrollo, no le apuesta al acceso a la educación, será un país estancado”, comentó. En ese sentido, reiteró que la educación es el principal patrimonio de la nación, y como tal “tenemos que apostarle a la educación superior pública de calidad”. 

Además de la propuesta para crear la Comisión Accidental, el representante, junto con su colega Jaime Rodríguez, del Meta, radicaron la propuesta 218, que busca modificar los artículos 86 y 87 de la Ley 30 de 1992, con el fin de que el aumento del presupuesto de la universidad pública no corresponda solo al incremento del índice de precios al consumidor (IPC), sino que se le asigne un 5 % adicional, tal como lo han reclamado estudiantes, docentes y directivos. “La Comisión Accidental entraría a formar parte del motor que mueva esta y otras alternativas”, detalló el representante. 

Los errores de la Ley 30 

Para el representante Arias Betancur, la crisis profunda en que está hoy sumida la educación superior pública radica en que el país no ha girado en torno a las universidades, pues han tomado la educación como una obligación y como algo para “salir del paso” sin valorar su enorme importancia. El error partió desde la Ley 30 de 1992, cuando se estructuró el esquema de financiación de las universidades sin considerar la evolución de estas instituciones y la ampliación de cobertura. 

Los aportes del nivel nacional a la educación superior pública pasaron de representar el 73 % de los recursos financieros de las instituciones en 1993 a solo el 48 % en 2016, menciona la propuesta enviada al presidente de la Cámara, Alejandro Carlos Chacón, para crear la Comisión Accidental. 

Las universidades públicas recibieron el equivalente al 0,5 % del PIB en 2002 y hoy ese aporte del Estado ha disminuido al 0,4 %, menciona el documento. 

Con un presupuesto que no aumenta de manera estructural desde 1993, época desde la cual también se congelaron las plantas de profesores, las universidades públicas deben financiar con recursos propios el 45 % de sus actividades. 

La propuesta destaca además que el 85 % de la población estudiantil de las universidades públicas es la de menores recursos. 

El representante Arias recordó que aunque se han hecho varios esfuerzos, como por ejemplo que en la reforma tributaria pasada se buscó incrementar un punto del IVA, pero como el esquema tampoco quedó muy claro, estos recursos terminaron en el Icetex. 

Puedes leer: El billón de pesos para la educación superior como adición no será suficiente

El congresista se mostró confiado en la aprobación de la Comisión Accidental, que se constituye en una mesa de discusión para garantizar la sostenibilidad económica de las universidades públicas. “He encontrado ánimo positivo en todos los partidos”, subrayó. Con información de la Agencia de Noticias U.N.

Redacción Educación - Colombia.com