Colombia.com Bogotá Jueves, 06 / Abr / 2017

Seis consejos para evitar discutir con tu pareja

No existe ninguna pareja que no tenga alguna diferencia en sus opiniones, todas en algún momento discuten por algo tonto o por algo muy delicado.

Seis consejos para evitar discutir con tu pareja

El debatir un tema está bien, el hecho de que no te parezca algo que él hizo y te disgustaste es normal. Nadie es como la otra persona espera que sea. El gran problema viene cuando estas discusiones se vuelven frecuentes y cada vez más son más intensas porque ya comienza a afectarse tu relación.

Asimismo, cuando un tema se vuelve recurrente en sus peleas debes prestar especial atención, porque hay algo en la comunicación que está fallando y que se debe arreglar antes de que sea demasiado tarde.

Para evitar estas tensas situaciones deberías seguir estos consejos:

1. Lo que se dicen es importante: Lo que dicen ambos es importante. En una relación la comunicación consiste en hablar y saber escuchar. Si te incómoda algo que el dijo, díselo y luego escucha sus razones. La buena comunicación es el arma más potente de cualquier relación.

2. Lo que no se dicen también es importante: ¿Su expresión facial, su postura o sus movimientos te irritan? Puede ser que tú o tu pareja estén enviando un mensaje con su cuerpo y es que quiere decir algo pero no se atreve.

Lo mejor que puedes hacer es prestar atención a los movimientos del cuerpo, a aquellas señales que indiquen irritación, ira o desesperación. Si logras identificar alguna de ellas puede ser que tu pareja no se anime a decirte lo que siente y en ese caso, ya sabes que hacer.

3. Sal del círculo vicioso: Cuando una pareja pelea, unos se esfuerzan en buscar una solución mientras que otros solo quieren ganar la discusión y eso no es lo correcto.

Ninguno de los dos puede dejar que los problemas los absorban, poner los pies sobre la tierra y paños fríos a la situación ayuda a entender lo que tu pareja intenta decir o que su pelea no tiene sentido.

4. Cuida tus palabras: Muchas veces lo que decimos cuando estamos ofuscados no lo diríamos en otro momento y eso es porque en un momento irritante tu lengua actúa más rápido que tu cerebro.

Quizá nunca quisiste herirlo, solo buscabas defenderte pero si no mides las consecuencias de las palabras estas pueden doler mucho más que cualquier golpe.

5. Huir no es una opción: Pasa también que en un momento tenso como en una pelea de pareja, lo que quisiera cualquiera sería huír pero esa no es una solución. Como dicen, solo los cobardes huyen. Y si lo haces lo único que lograrías será alargar más el pleito.

Así que en un momento como ese, tranquilízate e intenta hablar de forma civilizada, es la única manera de entenderse y solucionar sus problemas.

6. Evita el escándalo: Por todas las vías necesarias, evita el escándalo. Cuando existe un problema de pareja esta empezó de dos y tiene que terminar de dos igual. Gritar más fuerte no hace que se entiendan mejor, sino todo lo contrario, solamente estás imponiendo tus ideas sobre las del otro.

Busca un término medio, ni escandalices ni desvalorices su discusión.

Para terminar, la comunicación en cualquier relación humana es clave, cuando se trata de una pareja es aún más importante, deben apelar al entendimiento y a lo que sienten el uno por el otro.

Fuente: whatthegirl