Por: María Andrea Suárez • Colombia.com

Relevan al comandante de Policía de Pereira por demolición de falsa 'olla' de drogas

El coronel Aníbal Villamizar Serrano se vio involucrado en el escándalo que ocasionó la falsa información en la demolición de una vivienda.

Aníbal Villamizar Serrano. Foto: Policía Nacional
Aníbal Villamizar Serrano. Foto: Policía Nacional

El coronel Aníbal Villamizar Serrano se vio involucrado en el escándalo que ocasionó la falsa información en la demolición de una vivienda.

El coronel Aníbal Villamizar Serrano, comandante de la policía de Pereira, fue relevado de su cargo tras el escándalo que ocasionó la demolición de una vivienda, que supuestamente era una olla de drogas e inseguridad, pero que resultó siendo una edificación que estaba en riesgo de colapso.

Por estos hechos, el alcalde de la ciudad, Carlos Maya, había solicitado el retiro de los altos mandos de la Policía y de los que estuvieron involucrados en la investigación de supuesta olla. En ese sentido, horas después, se conoció la noticia de la salida del coronel Serrano. 

De acuerdo con el boletín de la inspección 15 municipal de Policía, este inmueble que se encuentra ubicado en el barrio La Libertad debía ser demolido ante el riesgo de colapso y no era un lugar donde se consumían sustancias alucinógenas. 

De hecho, Carlos Andrés Sánchez, nieto de una mujer de la tercera edad que hasta hace tres meses vivió en este lugar, denuncia que la vivienda jamás tuvo procesos judiciales por tráfico de drogas e indicó que su familia ya está siendo representada por una firma de abogados. 

Sánchez afirmó que demandarán al Estado por los daños causados ya que, según afirmó, su abuela fue trasladada hace tres meses a un hogar de la Alcaldía por el deterioro de la estructura. Además, también hizo una denuncia ante la revista Semana. 

Conforme con su testimonio ante ese medio de comunicación, días atrás de que se conociera la demolición de la supuesta olla de drogas, policías le pidieron las llaves del inmueble para ingresar habitantes de calle a la edificación y así poder justificar que en el lugar se consumían sustancias ilegales. 

Pese a que el director de la Dijín, general Fernando Murillo, pidió disculpas a través de los medios de comunicación por el error, el general Ramiro Castrillón Lara, inspector general de la Policía, anunció que investigarán las faltas disciplinarias en las que hayan incurrido otros uniformados. 

“Se desplazó una comisión disciplinaria desde Bogotá hasta el lugar de los hechos en Pereira, con el fin de que coadyuve con la investigación preliminar iniciada en esa ciudad. La Policía Nacional será contundente con los integrantes de la institución que se aparten del cumplimiento de la política de transparencia”, informó.

Por estos hechos, el alcalde de Pereira afirmó que “esas personas que han liderado este operativo, que presuntamente es un falso positivo, deberían hacerse a un lado y renunciar al cargo para la tranquilidad de la investigación y en especial de todos los pereiranos. Soy respetuoso del debido proceso, pero en un país decente esas personas no pueden liderar y garantizar la seguridad de la ciudadana”.

Cabe recordar que el ministro de Defensa, Diego Molano, también había asegurado que esta vivienda era foco de inseguridad y de drogadicción y resaltó el procedimiento que se realizó en el marco del programa 1.000.

“Se había convertido en una guarida de atracadores, en un sitio de consumo. Yo estoy seguro que en la noche nadie quería pasar por acá, al adulto mayor le da miedo, los papas que tenían que cruzar acá al barrio de La Libertad les daba temor”, indicó en su momento el jefe de la cartera.

Artículos Relacionados

+ Artículos

Lo más leído en Actualidad

Lo más leído en Colombia.com