Colombia.com Bogotá Domingo, 30 / Oct / 2016

Icetex cobra un crédito de $17 millones a un secuestrado por el ELN

El joven, que lleva tres años en poder de esta guerrilla, deberá cancelar la deuda cuando quede en libertad.

Icetex cobra un crédito de $17 millones a un secuestrado por el ELN
Foto: Archivo particular

En la mañana del 3 de septiembre de 2013, cuando el médico Edgar Torres Prestan se dirigía por el río San Juan hacia Istminia, en Chocó, varios hombres lo interceptaron y lo obligaron a bajar de la canoa para que atendiera a un herido, según testigos, eran integrantes del ELN.

Luego de tres años, Torres Prestan, de 37 años, aún sigue en poder de esta guerrilla. Y mientras él está condenado al silencio de la selva, su familia tiene que hacer frente a una deuda de $ 17 millones que el Icetex ha venido cobrando desde que él se graduó de Medicina, en Cartagena. 

Te puede interesar: Suspenden órdenes de captura a negociadores del ELN

El joven, que había recibido su primer sueldo como médico rural, no solo pagaba la deuda de un crédito, sino que además se hacía cargo de mantener a su familia, que años atrás había sido víctima del desplazamiento forzado. Ahora su madre y su hermana, que no tienen para pagar por su liberación, piden al Icetex que condone la deuda, debido a la situación de Edgar.   

"No les quedo mal, porque él está secuestrado. Si él estuviera acá, hace rato hubiese pagado la deuda. (...) Que cancelen esa deuda ya, porque mi hijo ya tiene tanto tiempo de estar allá. Yo por lo menos soy una persona pobre." declaró la madre del joven a Noticias Uno.

Sin embargo, el Icetex aclaró que la deuda solo se puede condonar en caso de muerte o invalidez. No obstante, por tratarse de un secuestro quedará congelada, pero cuando Edgar regrese tendrá que seguir pagándola.

Te puede interesar: 'Pablo Beltrán' del ELN y su cinismo

A esto se suma el incumplimiento de la Corporación Balboa, organización para la cual Edgar trabajaba, y que hasta el día de hoy no se ha hecho responsable de los más 30 millones de pesos, el total de once meses pendientes de salario que debe al joven, por contrato de trabajo a un año.

Ante esto, la corporación respondió que no van a pagar, ya que consideran que Edgar abandonó su puesto de trabajo, pese a que su familia ha dado pruebas de que fue secuestrado mientra trabajaba como médico.

Colombia.com