Colombia.com Bogotá Viernes, 21 / Jun / 2019

The Economist aconseja a Iván Duque alejarse de Uribe para gobernar

La famosa revista británica asegura que Duque aún gobierna bajo la sombra de Uribe.

The Economist asegura que Uribe gobierna tras Iván Duque en Colombia
¿Se alejará Duque de la sombra del expresidente Uribe?. Foto: Twitter

Para nadie es un secreto que la popularidad que obtuvo Iván Duque antes de las elecciones presidenciales de 2018, y que lo puso como primer mandatario de Colombia, esta antecedida por la fama que tiene el expresidente Álvaro Uribe. La importancia del hoy senador fue parte fundamental en la búsqueda de votos para Duque durante su campaña.

Ahora bien, la relevancia de Uribe en la vida política del presidente se convirtió en tema de preocupación, pues para expertos y contradictores, esta influencia podría pasar de lo publicitario a lo ejecutivo. Para varios grupos políticos y sociales, Duque no ha podido gobernar como él quisiera, sino como Uribe le ordena que lo haga.

La crítica internacional

Ante esto, muchos podrán decir que son los opositores del gobierno de Duque quienes han implantado esta idea, sin embargo, la revista The Economist probó que este pensamiento no es reservado de Colombia sino también del exterior.

La prestigiosa publicación de economía británica aseguró que Duque “tiene tiempo de convertirse en un buen presidente, pero el reloj está corriendo”, por lo que es momento de separarse de la sombra de Uribe e iniciar su propio camino.

¿Puede el presidente de Colombia Iván Duque encontrar sus pies?", es la tesis principal que se plantea The Economist en su artículo.

Escucha acá las principales emisoras informativas de Colombia

"Hombre nuevo, problemas viejos"

Pero, tras esta crítica, la revista también fue amable con Duque, afirmando que a la Presidencia de Colombia llegó un “hombre nuevo (con) problemas viejos”. En primer lugar, indicó el difícil momento que afronta el país, ahora que el presidente debe encargarse de la ejecución del Acuerdo de Paz, firmado entre el gobierno de Juan Manuel Santos y la exguerrilla de las FARC.

Entre los principales problemas que existen, según la revista, prevalecen la posible división presente en el uribismo y el incremento de los cultivos ilícitos en Colombia, herencia de Santos.

En cuanto a la primera dificultad, The Economist explicó que en el oficialismo colombiano se ha creado una pequeña discusión, debido a la supuesta benevolencia que ha tenido Duque con los que algunos consideran como un acuerdo “impune”, mientras que otros aún defienden la gestión de Duque frente a la ejecución de dicho proceso.

Los partidarios de Uribe temen que esté sesgado a favor de las Farc”, señala la revista.

En cuanto al tema de los cultivos, manifiesta que “no se puede construir una paz duradera con 200,000 hectáreas de coca” en Colombia.

Por último, The Economist se mostró tranquilo al saber que, aunque Duque se reconoce como un presidente de derecha y hace parte de la ola de mandatarios que llegaron a las Presidencias de Latinoamérica bajo esta ideología, aún “acepta sin lugar a dudas las decisiones de los tribunales y del Congreso. Se preocupa por la deforestación y el cambio climático”; caso contrario a lo que muestra, por ejemplo, el extremista Jair Bolsonaro en Brasil.

Redacción Actualidad - Colombia.com