Por: Jessica Mutis • Colombia.com

La ONU declaró el derecho de tener un medio ambiente limpio, saludable y sostenible

El suceso se confirmó el pasado 28 de julio de 2022 por parte de la Asamblea General de las Naciones Unidas, indicando que este histórico paso significa la disminución del alarmante declive mundial de la naturaleza.

Costa Rica lideró y presentó el texto texto ante el plenario de la Asamblea General. Foto: Shutterstock
Costa Rica lideró y presentó el texto texto ante el plenario de la Asamblea General. Foto: Shutterstock

El suceso se confirmó el pasado 28 de julio de 2022 por parte de la Asamblea General de las Naciones Unidas, indicando que este histórico paso significa la disminución del alarmante declive mundial de la naturaleza.

Fue en la sede de la Organización en Nueva York donde los funcionarios competentes afirmaron que el cambio climático y la degradación ambiental hacía parte de las amenazas más urgentes para el futuro de los seres humanos. Para ello se solicitó a los Estados Miembros fortalecer los esfuerzos para garantizar el derecho. 

Fueron en total 161 votos a favor, 0 en contra y 8 abstenciones entre ellos Rusia, China e Irán para la iniciativa de algunos países en cabeza de Costa Rica, Maldivas, Marruecos, Eslovenia y Suiza que se presentó el pasado mes de junio. Este paso demuestra el compromiso mundial y la conciencia que se está creando tras la fuerza con la que ha gritado la Tierra, por medio de varios fenómenos naturales y cambios climáticos que han generado alerta. 

Así mismo, quienes apoyan la decisión aseguran que eso daría a los defensores y defensoras del medio ambiente como los ecologistas más herramientas para hacer frente a las políticas y proyectos destructivos en términos ecológicos, además de seguridad para enfrentar tales malas prácticas que están atentando contra la vida. 

"Esta resolución transmite el mensaje de que nadie puede quitarnos la naturaleza, ni el aire limpio ni el agua limpia, ni privarnos de un clima estable. Al menos no sin luchar por ello", declaró Inger Andersen, Directora Ejecutiva del Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA).

La aprobación del derecho se dio en un momento clave que se vive la denominada por la ecologista Inger Andersen la triple crisis planetaria: la crisis del cambio climático, la crisis de la pérdida de naturaleza y biodiversidad, y la crisis de la contaminación y los residuos. Que, si no se controla, puede traer consecuencias difíciles y devastadoras para todo el planeta, pero en especial para poblaciones vulnerables o en mayor riesgo como mujeres, las niñas y las personas de bajos ingresos.

"La resolución promoverá la acción ambiental y proporcionará las garantías necesarias a las personas de todo el mundo", indicó  Inger Andersen. Esta decisión ayudará a las personas a defender su derecho a respirar aire limpio y sus derechos a acceder a agua potable y suficiente, alimentos y ecosistemas sanos, y entornos no tóxicos donde puedan vivir, trabajar, estudiar y jugar".

Costa Rica como país líder, fue el encargado de presentar el texto ante el plenario de la Asamblea General, señaló que el documento contribuirá a mejorar la respuesta a esta “triple crisis” y a intensificar el trabajo para garantizar un entorno limpio para todos.

Artículos Relacionados

+ Artículos