Actualización: Vie, 12 / Jul / 2019 5:43 pm
Colombia.com Bogotá Jue, 11 / Jul / 2019 5:47 pm

La Peña de Juaica, un lugar místico para visitar en estas vacaciones

Un lugar para acampar y, si hay suerte, ver un ovni cerca de Bogotá

La Peña de Juaica lugar místico para vacaciones
También es un lugar perfecto para ver estrellas. Foto: Shutterstock

Si quieres pasar una experiencia única durante la temporada de receso en un lugar tranquilo, natural, lleno de misterios y cerca de la capital, la Peña de Juaica puede ser tu mejor opción. Ovnis, caminatas, camping y observación de estrellas son algunas de las actividades que allí podrás encontrar.

La peña se encuentra ubicada a una hora de Bogotá, más exactamente en el municipio de Tabio, Cundinamarca. Se trata de un cerro que durante siglos ha sido escenario de encuentros con otros mundos. Indígenas, conquistadores españoles, escépticos y creyentes, se han maravillado con los sucesos extraños que allí se han registrado.

La Peña de Juaica, o Huaika para los indígenas Muiscas, es una elevación rocosa que se ha convertido en un sitio de peregrinación para todos aquellos que creen en el fenómeno ovni y los encuentros extraterrestres. Su existencia ha sido motivo de misterio desde tiempos remotos por cuenta de luces inexplicables que son observables en horas de la noche.

Te puede interesar: Bogotá: Hallan extraterrestre a las afueras de la ciudad

Para algunas personas menos creyentes, el sitio es un buen observatorio de estrellas y cuerpos celestes que en noches claras son fácilmente visibles desde la montaña, por lo que una noche de camping en compañía de amigos es motivo más que suficiente para recorrer los 7 km de ascenso. La riqueza natural de orquídeas, líquenes, bromelias y uno que otro frailejón garantizan siempre aire puro para los pulmones y una vista inigualable desde la altura del cerro.

Un misterio de vieja data

Para los indígenas muiscas el sitio era un lugar sagrado. Allí realizaban danzas y oraciones a los dioses por lo que lo bautizaron como “la puerta de los Dioses”. Algunos sitios ceremoniales de aquella época aún son visibles durante las caminatas que los visitantes hacen por el cerro.

El avistamiento de luces extrañas durante la conquista española le concedió el nombre de “El cerro de las lucecitas danzantes” por parte de los españoles. Suicidios masivos realizados en el lugar por parte de indígenas que no se resignaron a ser sometidos ayudaron a alimentar la leyenda. Este hecho ha generado que actualmente muchas personas consideren el cerro como una puerta a otras dimensiones por cuenta de la gran carga energía acumulada durante tantos años.

Actualmente el sitio es visitado cada fin de semana por turistas que van en búsqueda de una experiencia de “otros mundos”  y hasta grupos de ufólogos de otros países que se programan para visitar el cerro con la intención de ver un ovni o compartir anécdotas con amantes de las historias extraterrestres.


Lo cierto es que tanto la belleza natural del lugar, el halo de misterio que lo cubre y la magia de su cielo en las noches, hacen de la Peña de Juaica una muy buena opción para salir de la monotonía de la ciudad y vivir un plan natural, económico y cercano a las estrellas.

Las autoridades recomiendan realizar los recorridos en grupos grandes y con la escolta de uniformados de la policía, pues algunos visitantes han vivido una verdadera historia de terror por cuenta de los amigos de lo ajeno. Recuerda ir bien abrigado, con alimentos y agua suficiente para la caminata, bloqueador solar, además de ropa cómoda y una muda de cambio por si las condiciones climáticas no son favorables.

Alejandro Poveda - Colombia.com