Actualización: Jue, 11 / Nov / 2010 5:19 pm
Jueves, 11 / Nov / 2010

Enciéndelo por la vista

Deléitale la pupila con detalles que parezcan ingenuos y movimientos eróticos nada inocentes, que te volverán su stripper privada.

Enciéndelo por la vista
Foto: Getty Images

Los hombres son más visuales que nosotras, y no pueden evitar excitarse con una imagen sexy como cuando les muestras más de tu piel o se transparenta tu ropa. Pero tú puedes llevar al tuyo al borde de la locura, haciéndole también estos movimientos en privado.

Así es que desinhíbete por completo, porque en esos momentos lo que a él menos le pasa por la mente son las imperfecciones de tu cuerpo. Además esta receta le dará una "pimienta" increíble a tu vida sexual.

Capta toda su atención

  • Cuando estés cansada, estírate y levanta los brazos dejando que tu blusa descubra tu cintura desnuda.
  • Usa un vestido con tirantes de espaguetti y deja que uno de ellos se baje de tu hombro. No te lo subas y despertarás en él el deseo de quitarte todo el vestido.
  • Ponte una blusa de tela muy delgada que deje ver que no traes brassiere y verás cómo lo perturban tus pezones.
  • Si sabes que él llegará a tu casa, recíbelo usando únicamente una camisa suya y cierra sólo los últimos botones.
  • Después de bañarte ponte crema humectante en las piernas con movimientos lentos, y míralo sensualmente para que a él se le antoje hacerlo.

Hazlo fantasear

  • Cuando uses pantalón, siéntate frente a él con las piernas abiertas; al ver la costura de en medio se le antojará estar ahí.
  • Dile que le tienes un regalito y sorpréndelo mostrándole tu pequeñísima tanga y tu sexy brassiere de media copa.
  • Sal desnuda de bañarte y dile que olvidaste la toalla; ponte a buscar una y sécate frente a él con movimientos ultra sensuales.
  • Dale el maravilloso obsequio de unas fotos tuyas desnuda, en formato digital para que pueda disfrutar de ellas a todas horas en su computadora.
  • Antes de dormir, mientras él se lava los dientes métete desnuda en la cama, cúbrete con la sábana y cuando se haya acostado acércale tu cuerpo desnudo.

 

Esmas.com