Por: Redacción Vida y Estilo • Colombia.com

Navidad por el mundo: 7 curiosas tradiciones en diferentes países

Parece que todos celebramos la Navidad de forma diferente, según el lugar del mundo en el que nos encontremos; te sorprenderán estas curiosas tradiciones realizadas en diferentes países.

Las 7 tradiciones de Navidad más curiosas en diferentes países del mundo. Foto: Shutterstock
Las 7 tradiciones de Navidad más curiosas en diferentes países del mundo. Foto: Shutterstock

Parece que todos celebramos la Navidad de forma diferente, según el lugar del mundo en el que nos encontremos; te sorprenderán estas curiosas tradiciones realizadas en diferentes países.

Está claro que la Navidad es una festividad internacional, pues son una gran cantidad de países los que suelen celebrar esta época del año, aunque todos lo hagan de maneras distintas; y es que cada en fiesta realizada alrededor del mundo influye en gran medida la ideología, las creencias, las costumbres y los pensamientos de su población, lo que hace que cada una de ellas sea una cajita llena de sorpresas.

En Colombia, la Navidad comienza el 7 de diciembre encendiendo velitas y los alumbrados, posteriormente las familias suelen reunirse el 24 de diciembre para compartir una cena y abrir los regalos a la media noche, no obstante, en otros países las costumbres pueden llegar a ser completamente diferentes; al respecto, lingüistas internacionales de la aplicación para el aprendizaje de idiomas Babbel, elaboraron un listado sobre las tradiciones más curiosas en el mundo.

Krampus – Alemania, Austria, Hungría

Si bien Santa es el encargado de llevar regalos a los niños que se han portado bien en el año, en estos países se ha creado una figura denominada Krampus; se trata de una criatura peluda y diabólica que castiga a quienes han sido traviesos, en ocasiones llega a asustarlos con su apariencia, pero cuenta la leyenda que a algunos se los lleva en su bolsa para el infierno. Son muchas las personas que a principios de diciembre se disfrazan del Krampus para asustar a los niños.

Esconder las escobas – Noruega

En noruega se esconden las escobas en Nochebuena, teniendo en cuenta que las leyendas afirman que es el vehículo popular de las brujas; de hecho, algunos habitantes realizan disparos al aire en esta fecha como advertencia para asustar a estos espíritus malignos.

La Befana – Italia

En Italia, tienen una versión propia de Santa Claus, se trata de La Befana, una bruja que reparte juguetes a los niños la víspera del encuentro de los Reyes Magos con Jesús. Se dice que los magos se detuvieron en la casa de esta mujer antes llegar a visitar al hijo de Dios y la invitaron a acompañarlos, no obstante, ella rechazó la propuesta; un rato después se arrepintió y salió en búsqueda de estos hombres, por lo que ahora vuela por los cielos en la noche del 5 de enero.

La quema del diablo – Guatemala

La famosa Quema del Diablo es una tradición en Guatemala, donde las familias encienden hogueras fuera de sus casas y allí queman figuras del diablo para celebrar la victoria del bien sobre el mal. Antes se solía sacar toda la basura de casa y quemarla, pero por la contaminación se optó por piñatas con forma de satanás.

Patinar hasta la misa – Venezuela

En la ciudad de Caracas las personas asisten a la misa de Navidad patinando, de hecho, en muchos lugares los autos están prohibidos en esta fecha. Además, la noche anterior los niños se amarran un hilo al pie con el otro extremo colgado de la ventana, de esta forma los patinadores les dan en la mañana un tirón amistoso al pasar por allí.

Telarañas de la suerte – Ucrania

Esta tradición se hizo popular luego de que una familia pobre hiciera crecer un árbol de Navidad a partir de un cono de pino, aunque sin los recursos para poder decorarlo; por ende, las arañas tejieron relucientes telas de seda que se volvieron plateadas y doradas al salir el sol. Desde ese momento, los hogares ucranianos decoran sus árboles con telarañas para obtener buena suerte.

Tío de Nadal – Cataluña

Tío de Nadal traduce “Tronco de Navidad”, y en esta celebración a un tronco ahuecado se le pone cara y se le viste a partir del 8 de diciembre; desde ese momento las familias lo llenan cada noche con regalos y dulces, y en Nochebuena se pone en una chimenea apagada mientras las personas lo golpean con un palo, ordenándole con canciones tradicionales que suelte los regalos y los dulces.