Por: Juan Carlos García Sierra • Colombia.com

Tres exmilitares reconocieron su responsabilidad en casos de falsos positivos en Soacha

Durante un acto de la JEP, un exgeneral, un excoronel y un exsargento del Ejército reconocieron ante algunas madres de víctimas su responsabilidad en casos de falsos positivos en Soacha.

Varias madres de jóvenes asesinados en Soacha asistieron al acto de la Comisión de la Verdad y la JEP. Foto: Twitter @ComisiónVerdadC
Varias madres de jóvenes asesinados en Soacha asistieron al acto de la Comisión de la Verdad y la JEP. Foto: Twitter @ComisiónVerdadC

Durante un acto de la JEP, un exgeneral, un excoronel y un exsargento del Ejército reconocieron ante algunas madres de víctimas su responsabilidad en casos de falsos positivos en Soacha.

En un acto organizado por la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP) tres militares reconocieron haber participado en las ejecuciones extrajudiciales llamadas ‘falsos positivos’ en la población de Soacha, municipio perteneciente a la zona metropolitana de la ciudad de Bogotá.

En el evento estaban presenten varias de las madres de los jóvenes asesinados por militares y uno de ellos, el exgeneral Paulino Coronado, quien fuera comandante de la trigésima brigada del Ejército Nacional, reconoció su responsabilidad por omitir información relacionada con los jóvenes inocentes de Soacha asesinados en medio de los llamados ‘falsos positivos’.

Coronado aseguró que en Soacha sí se presentaron casos de falsos positivos y que los hechos y las circunstancias en que estos se presentaron, de acuerdo con las denuncias de la comunidad, son correctos.

En el encuentro denominado “Reconocimiento de responsabilidades sobre las ejecuciones extrajudiciales en Bogotá y Soacha” contó con la presencia de más de 13 víctimas y tres militares.

“Mi hijo no era ningún guerrillero ni pertenecía a ningún grupo al margen de la ley ni nada, pero quiero pedirles que aún necesito tener frente a frente: ¿quién dio la orden?, ¿quién le disparó?, ¿quién hizo ese montaje?”, expresó Florhilda Hernández, la madre de uno de los jóvenes asesinados.

En medio de un profundo dolor que permanece intacto desde hace 14 años, la señora Hernández agradeció que el exgeneral Paulino Coronado, el excoronel Gabriel Rincón Amado y el exsargento Sandro Pérez reconocieran su responsabilidad en los casos de ‘falsos positivos’.

Alejandro Valencia, miembro de la Comisión de la Verdad, participó en la reunión afirmando que los casos de ejecuciones extrajudiciales, llamadas ‘falsos positivos’ ocurrieron durante los años de 2002 y 2008 siendo presidente de la República Álvaro Uribe Vélez y fueron parte de una política de gobierno.

“Los asesinatos y desapariciones forzadas bajo la modalidad de ejecuciones extrajudiciales en su periodo de exacerbación entre 2002 y 2008, se cometieron como parte de una política de Gobierno, que tuvo apoyo de otras ramas del poder público para incrementar las cifras de muertes del enemigo, legitimar la política de seguridad oficial y publicitar su efectividad”, manifestó Valencia.

El expresidente Uribe Vélez respondió a través de un video en su cuenta de twitter diciendo que la base de la afirmación del comisionado Valencia es el sesgo de la Comisión de la Verdad y que así lo había advertido en su renuncia el Mayor del Ejército Carlos Ospina.

Álvaro Uribe Vélez considera que las declaraciones de Valencia son irresponsables y solo buscan apoyar al candidato presidencial del Pacto Histórico, Gustavo Petro.

Artículos Relacionados

+ Artículos