Por: Redacción Actualidad • Colombia.com

¿A quién no se le ha trabado la lengua al leer Emmanuel preclaro en la novena de aguinaldos?

¿A quién no se le ha trabado la lengua al leer Emmanuel preclaro en la novena de aguinaldos? Son muchos los que cada vez que leemos uno de los gozos nos preguntamos qué significan, pues bueno, aquí tenemos algunas respuestas.

En Colombia, las representaciones del nacimiento de Jesús se realizan en todo su variado territorio. Foto: Twitter @AlcaldíaLorica
En Colombia, las representaciones del nacimiento de Jesús se realizan en todo su variado territorio. Foto: Twitter @AlcaldíaLorica

¿A quién no se le ha trabado la lengua al leer Emmanuel preclaro en la novena de aguinaldos? Son muchos los que cada vez que leemos uno de los gozos nos preguntamos qué significan, pues bueno, aquí tenemos algunas respuestas.

La novena de aguinaldos, una de las tradiciones que más sabor colombiano le pone a la navidad, es interpretada por los de mayor edad de la familia como una hermosa oración que conmemora el nacimiento, una tradición heredada que se encargaba de ambientar una época especial, la de más sabor, especialmente por las “comilonas” que suelen presentarse en los mencionados días.

La novena de aguinaldos conmemora los días previos a la llegada del salvador al mundo, pero muchos la tenemos en la mente por ser la culpable de burlas y que no siempre resulte tan “seria” como en el mismo momento en que se inicia su rezo.

Muchos católicos y otros no tanto, saben bien qué es la novena, y a veces es una especie de obligación, que, al faltar a ella, nos origina un particular cargo de conciencia que nos hace prometer rezarla al día siguiente, porque para fortuna de muchos y molestia de otros, esta tiene nueve días, aunque se realiza en la noche.

Dejémonos de cuentos, novena perfectamente pronunciada no existe, lo mismo que no hay noche en que las risas no se desaten, no se trata de hacer apología a la burla o al humor, se trata de que las palabras que hacen parte del rezo son enredadas y aunque siempre nos trabemos pronunciándolas, muchos todavía no sabemos qué significan.

Dicen que siempre hay un culpable, así es que la culpa de que la novena no se entienda es de la monja Bertilda Samper Acosta, cuyo nombre en su comunidad fue el de María Ignacia, la encargada de hacer la redacción y adaptación de la creada por el sacerdote quiteño Fray Fernando de Jesús Larrea, pues la religiosa había sido educada en inglés y francés, por lo tanto, le dio su toque especial a los gozos, creados por ella con algunos términos, que, si bien no están en francés, inglés o arameo, hacen que la lengua se enrede.

Pero a todas estas, ¿qué es Emmanuel preclaro?, esas dos palabritas que nos hacen trabar a todos al leer la novena, pues bien, Emmanuel es el nombre que el arcángel Gabriel le dijo a la Virgen María que le pusiera a su hijo y significa "Dios con nosotros", ¿y el preclaro?, pues allí la lengua se atasca, y no es el apellido de Emmanuel, preclaro significa ilustre y digno de admiración.

Cuando se habla de padre putativo de Jesús, ya varias novenas quieren ahorrarse esa parte que siempre produce una risilla la cual es anticipada por las mamás y ahora le dicen “padre adoptivo”.

La lista la compone el jumento: animal más conocido como burro, prosternado: arrodillarse en señal de oración y venerable Margarita, y aquí hay que tener cuidado porque esta no es una señora muy querida que andaba por los lados del pesebre.

Artículos Relacionados

+ Artículos