Actualización: Mié, 06 / Jun / 2018 2:41 pm
Miércoles, 06 / Jun / 2018

¿Qué es la Anemia Ferropénica?

En Colombia, la Anemia Ferropénica se produce por la disminución en la concentración de hierro en el organismo, especialmente en los más pequeños de la casa.

¿Qué es la Anemia Ferropénica?
Foto: Pixabay

La anemia suele asociarse a deficiencias nutricionales que terminan en desnutrición, de manera que si no es tratada puede generar alteración en el desarrollo y crecimiento psicomotriz, bajo rendimiento académico, inconvenientes en el aprendizaje y aumenta la predisposición a enfermedades infecciosas porque hay una menor respuesta metabólica a retos inmunológicos. 

Con el fin de generar conciencia entre los padres de familia estar atentos a la alimentación de sus hijos y asegurar un consumo adecuado de hierro, el Centro Colombiano de Nutrición Integral (CECNI) lanzó la campaña “Hablemos del Hierro, juntos contra la anemia ferropénica” para prevenir esta enfermedad en los niños. VER CAMPAÑA

Este tipo de anemia se produce por disminución en la concentración de hierro en el organismo, afectando la función cerebral, y si se presenta desde los primeros meses de vida puede dar lugar la disminución de la capacidad de aprendizaje y problemas de conducta principalmente a la población infantil.

Según la nutricionista Claudia Angarita, directora del CECNI, "es necesario trabajar para disminuir el número de niños afectados por esta enfermedad en Colombia, pues de acuerdo con la Encuesta Nacional de Situación Nutricional, la anemia afecta al 27,5% de niños y niñas de 6 a 59 meses.

El grupo de 6 a 11 meses tiene una mayor incidencia, con casi el 60%, prevalencia, tres veces mayor, comparada con el grupo de 1 a 4 años (18%)".

 

 

Síntomas de la anemia

La directora del CECNI, asegura que "la anemia ferropénica se considera un problema de salud pública, ya que es silenciosa y no se lleva a consulta hasta que se presentan los síntomas comunes como son inapetencia, debilidad, piel y conjuntivas pálidas, falta de concentración, bajo rendimiento escolar y aumento en las infecciones, especialmente en niños menores de 5 años"

“Existen diferentes factores que contribuyen a la presentación de anemia, dentro de los que se encuentran la mala alimentación, el bajo aporte de macro y micronutrientes. En Colombia se consumen pocos alimentos fuentes de hierro como carnes rojas, vísceras o alimentos fortificados con hierro” puntualiza Angarita. 

Para poder identificar si un niño tiene anemia ferropénica, los padres deben fijarse si sufre de los siguientes síntomas:

- Fatiga o debilidad

- Piel pálida.

- Falta de apetito.

- Dificultad para respirar.

- Irritabilidad.

- Inflamación de la lengua.

- Dificultad para mantener la temperatura corporal.

- Aumento de la probabilidad de infecciones.

- Problemas de conducta

Claves para prevenir la enfermedad

Según el CECNI es importante tener en cuenta que aunque los niños nacen con hierro almacenado en el cuerpo, necesitan una cantidad constante de hierro adicional para impulsar su crecimiento y su desarrollo. Las necesidades de hierro dependen de la edad.

Para Colombia, las Recomendaciones de Energía y Nutrientes (RIEN) establecidas por el Ministerio de Salud y Protección Social son:

- Niños y niñas de 1 a 3 años: 11 mg de hierro por día.

- Niños y niñas de 3 a 8 años: 15 mg de hierro por día.

- Mujeres: 12- 27 mg de hierro por día, con mayor requerimiento en mujeres en edad fértil y mujeres en embarazo.

- Hombres: 12 – 17 mg de hierro por día

La deficiencia de hierro se puede prevenir y tratar a tiempo si se desarrollan programas de intervención antes y en la gestación, el periodo de lactancia, y durante la infancia, para garantizar un crecimiento y desarrollo de los niños. La forma más fácil para prevenir la deficiencia de hierro es prestar atención a los siguientes factores de alimentación:

- En niños lactantes dar leche materna hasta los 6 meses exclusivamente y desde esta edad.

- Iniciar la alimentación complementaria a los 6 meses de edad. 

- Fomentar una dieta equilibrada, seleccionar alimentos ricos en hierro preferiblemente de origen animal como carne de res, vísceras como hígado o buscar alimentos que estén fortificados con hierro. También se pueden ofrecer alimentos de origen vegetal ricos en hierro como leguminosas (frijol, lenteja) pero combinarlos con alimentos fuentes de vitamina C para mejorar su absorción (limón, naranja, guayaba, fresa).

- Evitar que los niños tomen más de 3 vasos de leche al día.

- Cuando se incluyan alimentos ricos en hierro, consumir al mismo tiempo alimentos con vitamina C para mejorar la absorción del primero.

- Evitar comer simultáneamente alimentos que impidan la absorción de hierro como cereales, té, calcio y exceso de fibra.

- En algunas circunstancias se debe tomar alimentos con suplementos de hierro.
- Tener condiciones adecuadas de aseo, lavado de manos, uso de zapatos -especialmente en tierra cálida.