Por: Redacción Colombianos • Colombia.com

Antonio Zapata: una Colombia con una bandera de franja doble de color rojo

Antonio Zapata es un artista colombiano radicado en Austria y en sus obras plasma los colores de la bandera colombiana, donde tristemente predomina el rojo como muestra del dolor y horror de muchos compatriotas.

Antonio Zapata es un autor con una obra descarnada, pero reflexiva y actual sobre la realidad colombiana. Foto: Twitter @Antonio07303685
Antonio Zapata es un autor con una obra descarnada, pero reflexiva y actual sobre la realidad colombiana. Foto: Twitter @Antonio07303685

Antonio Zapata es un artista colombiano radicado en Austria y en sus obras plasma los colores de la bandera colombiana, donde tristemente predomina el rojo como muestra del dolor y horror de muchos compatriotas.

El arte contemporáneo es bastante criticado, incluso por muchos artistas que ven en el trajinado término “conceptualización”, una excusa para satisfacer antojos y caprichos que convierten muchas de sus actividades y obras en simples objetos de decoración.

La relación entre la realidad social, la política y diferentes actividades humanas con el arte debe ser estrecha, pero muchos no han considerado la posibilidad de inmiscuirse en esos terrenos para no ser tildados de militantes, pero un artista sin compromiso sencillamente no ha comprendido que la función del arte va mucho más allá de entretener, o lo que es peor, decorar.

Colombia es una tierra de magia, folclor y belleza natural; de gente buena, talentosa y trabajadora, frases manidas que nos han enseñado a recitar, mientras que la realidad que existe detrás de esos bellos destellos ha aprendido a ser callada.

Haga click sobre la imagen

Nacido en Andes, Antioquia, Antonio Zapata destaca elementos ligados a la colombianidad. Foto: Twitter @Antonio07303685

La patria del café, de dos mares, flores y montañas, también es un variado y extenso lugar de desarraigo, pobreza, persecución y muerte, el colorido de las especies botánicas y animales se ha visto a lo largo de la historia impregnado de sangre y eso es algo que jamás se podrá ocultar, porque una patria que oculta sus verdades es una patria de mentiras.

Antonio Zapata es uno de esos artistas que no solo irradia su sensibilidad social, sino que su personalidad muestra una posición clara, tiene pinta de esos “berracos” que no se callan las cosas, solo que él logra reforzar las palabras con una obra única, potente, y aunque refleje esa muerte a la que nos acostumbraron a los colombianos, está tan llena de vida y no perece en la memoria de ningún espectador que la contempla y admira en exposiciones y también en sus performances.

Zapata, al igual que Gonzalo Arango nació en Andes, Antioquia, es el artista que plasma en sus obras la ignominia de la violencia oficial contra el pobre, contra el que no tiene derecho en su país, sino a morirse, solo que los de arriba deciden cómo.

El pincel de Antonio Zapata, artista colombiano radicado en Austria, es más poderoso que las balas, las denuncias y los reportajes, él es una voz en colores, donde el rojo predomina y masacra sobre las verdes montañas que alguna vez arrieros aventureros dominaron y que luego varios grupos ebrios de poder convirtieron en sendas de muerte.

Antonio Zapata es el artista de los falsos positivos, ese capítulo oscuro que muchos quieren que se mantenga en el sótano, pero que algún día, por la misma fuerza de la verdad, verá la luz y hará que todos sus culpables respondan ante la frágil y maniatada justicia de los hombres y ante la segura y certera del creador.

Artículos Relacionados

+ Artículos