Colombia.com Bogotá Jueves, 29 / May / 2014

Ovitas: la riqueza gastronómica para los desayunos y las meriendas

Archivado en Gastronomía

Los componentes del huevo ofrecen múltiples posibilidades gastronómicas. Ovitas, el nuevo producto de Ovopacific, se convertirá en un alimento imprescindible para las recetas de casa.

  • Ovitas: la riqueza gastronómica para los desayunos y las meriendas
  • Ovitas: la riqueza gastronómica para los desayunos y las meriendas
  • Ovitas: la riqueza gastronómica para los desayunos y las meriendas
  • Ovitas: la riqueza gastronómica para los desayunos y las meriendas

El Huevo es un ingrediente que tiene propiedades gastronómicas importantes para la preparación de cualquier receta o alimento, pero comúnmente es usado para la elaboración de desayunos.

Los componentes de este alimento ofrecen múltiples posibilidades de uso en la cocina en función de sus cualidades. De esta forma el huevo tiene capacidad adhesiva, espumante, aglutinante, clarificante, coagulante, aromatizante y emulsionante, entre otras; características que lo convierten en un alimento imprescindible para múltiples recetas que requieren de su intervención con el fin de aportar sus propiedades funcionales características.

El poder emulsionante de los huevos permite la preparación de toda clase de mahonesas y salsas derivadas, como la tártara y el falso alioli o la salsa rosa. Además se emplean para colorear sopas, cremas y pastas alimenticias, entre otras recetas. Por ejemplo, en el caso de la elaboración del mazapán o pasta de almendra, una pequeña cantidad de clara de huevo ligeramente batida amalgama el azúcar en polvo con la almendra rallada o con  harina de almendra.

Debido a su poder coagulante, el huevo se utiliza en la preparación de flanes, púdines, cremas dulces o saladas y natillas. Al mezclarse con otros alimentos, actúa como agente aglutinante en pasteles de pescado, terrina de carne u hortalizas y albóndigas.

Por otro lado, la cualidad clarificante de las claras del huevo permite eliminar restos de sólidos en suspensión en diversos productos líquidos de la industria alimentaria (en caldos de carne o de pollo para consomés).

En la industria vinícola, la clara de huevo se emplea para eliminar las partículas que enturbian y restan transparencia al vino, mejorando así su presentación. De esta forma existen grandes posibilidades de utilización generalizables a todos los tipos de ovoproductos: líquidos, congelados y desecados. Estos últimos son menos adecuados para elaborar postres helados, bebidas o alimentos infantiles, y la clara deshidratada no sirve para fabricar helados.

En esta ocasión Ovopacific, industria Vallecaucana ha decidido revolucionar dicho hábito lanzando su novedoso producto, Ovitas, unas lonjas de clara de huevo las cuales pueden ser usadas en la preparación de productos horneados, cacerolas, pancakes y en otras recetas como agente integrante (aglutinante) o para darle volumen a la preparación.

Esta loncha de clara de huevo tiene una apariencia muy similar a las tajadas de queso o de jamón, lo cual facilita su uso en alimentos de fácil preparación como los sándwich que tienen la versatilidad de ser consumidos en cualquier hora del día y se convierte en un complemento y acompañante para las meriendas.  

Es un producto que puede hacer parte de cualquier comida lo cual elimina el limitante de usar el huevo solamente en el desayuno, además para aquellas personas que prefieren usar solo la clara del huevo se podrán evitar el trabajo de separarla de la yema. 

Lo más leído en Gastronomía