Colombia.com Bogotá Viernes, 22 / Nov / 2013

La comida instantánea en la vida de hoy

La historia de los alimentos industrializados se remota a comienzos del siglo XIX, cuando un confitero francés, Nicolás Appert, ganó una recompensa ofrecida por Napoleón.

La comida instantánea en la vida de hoy
La comida instantánea en la vida de hoy

La historia de los alimentos industrializados se remota a comienzos del siglo XIX, cuando un confitero francés, Nicolás Appert, ganó una recompensa ofrecida por Napoleón a quién descubriera una manera sencilla de conservar los alimentos. Demostró que los alimentos calentados y envasados en recipientes cerrados se conservan durante mucho tiempo si no se abrían. 

Los alimentos instantáneos continúan creciendo en popularidad en todo el mundo y buscan adaptarse a la agitada vida de hoy de las personas, que abarcan obligaciones tanto familiares como laborales. Ahora se pueden encontrar en el mercado estas comidas en diversas presentaciones para segmentos de edad como los bebés y los adultos -precocidas que se agrega agua o aquellas que se ha eliminado la mayor parte de su contenido en agua. 

Por demasiadas ocupaciones o por trabajo algunas personas descuidan su alimentación. Pierden la hora del almuerzo o diferentes razones impiden satisfacer el hambre. La preparación de alimentos implica tiempo y esfuerzo que poca gente tiene en el mundo moderno. 

Actualmente los alimentos instantáneos han sido estudiados y aprobados por organismos nacionales e internacionales como el INVIMA y la Administración Federal de Alimentos y Drogas de Estados Unidos (FDA). “Sobre el consumo de los alimentos industrializados se puede decir que todo alimento puede tener su cualidad nutricional unos más que otros. Lo importante es ver las condiciones de salud del individuo, ya que eso si es un factor indispensable que afecta el consumo o no de cualquier alimento”, afirma Myriam Ojeda, Nutricionista-Dietista, M.Sc. y Ph.D. de la Universidad Javeriana. 

Algunos trabajadores eligen la hora del almuerzo para consumir este tipo de productos porque justo hay una reunión o la entrega de un proyecto y no hay tiempo para salir a hacer filas. Inclusive, ciertas personas optan por estos productos en la comida cuando llegan cansados al hogar después de un largo y agotador día con mucho tráfico y cocinar es en lo último en que piensan. 

Desde hace poco tiempo, al mercado nacional han ingresado este tipo de alimentos instantáneos, entre los que podemos destacar la llegada de la compañía más famosa del mundo fundada en el Japón, Nissin Foods.“Consideramos que Colombia tiene un gran potencial para las alimentos instantáneos por el tamaño de la población y la creciente economía. El mercado actual en el país es pequeño pero estimamos que se incrementará y nosotros estamos trabajando para crear ese mercado”, asegura Shinichi Fukushima, Presidente de Nissin Foods de Colombia. 

Entre la variedad de productos instantáneos que existen en grandes superficies y tiendas de barrio, se ofrecen diferentes opciones de alimentos, presentaciones o de fácil elaboración. En este contexto, las sopas instantáneas ocupan un lugar preponderante y se destaca el Cup Noodles por su practicidad: incluye sabores colombianos y solo requiere de 3 minutos de preparación añadiéndole únicamente agua hirviendo en 40 años de existencia sus ventas superan los 20 mil millones de unidades en todo el mundo. 

“Nuestro producto contiene nutrientes como el 15% de hierro que aporta la harina de trigo -ingrediente principal-, azúcares, sal y aceite de palma. Tiene 0g ácidos grasos trans, lo cual significa que no es fuente significativa de colesterol”, comenta Takayuki Murase, Gerente de Mercadeo, sobre el Cup Noodles. 

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS) un alimento equilibrado es aquel que al individuo sano aporta un porcentaje adecuado de las necesidades nutricionales y no se excede en ninguna de ellas. Debido aumento del consumo de alimentos instantáneos es importante incorporarlos a la adecuada nutrición que cada persona requiere.