Colombia.com Bogotá Martes, 01 / Oct / 2019

3 'tips' para cocinar la mejor pasta casera

¿Se te pega? ¿Te queda blanda en algunas partes y 'pegotuda' en otras? Estos son los secretos para preparar pasta y que te quede perfecta. 

3 'tips' para cocinar la mejor pasta casera
Los secretos para que la pasta quede deliciosa y en el punto perfecto son pequeños detalles. Foto: Referencial @LaRestizione.

Los secretos a veces vienen redactados en el modo de preparación, pero la verdad es que cocinar lleva un poco de 'arte' y también de 'química'. Si eres de los que te encanta comer rico, pero sencillamente no te sale nada bien en la cocina, puedes practicar.  A veces el talento, viene detrás de mucha práctica:

1. La porción del agua corresponde a la cantidad de la pasta

El agua donde vayas a cocinar la pasta debe ser muy abundante. Coge el peso de la pasta que vayas a cocer, multiplícalo por 10 y obtendrás el agua necesaria. Por ejemplo: si vas a cocer 100g de pasta usa un litro de agua como mínimo. ¡Matemática simple! 

Sin embargo, todo tiene una razón, la pasta durante su cocción pierde almidón y, si hubiese poco agua donde diluirse, formaría una especie de cola. Esta cola de almidón impediría a la pasta hidratarse bien y además favorecería que se pegara entre sí misma.

También te puede interesar leer: ¿Por qué en Colombia los almuerzos se acompañan con sopa?

2. ¿La cantidad de sal? 

Echa siempre la sal después que el agua haya iniciado su proceso de hervor, porque si la echas antes, retrasarías la ebullición. ¿Ciencia ficción? La verdad, no, es que todo se rige por procesos físico-químicos. Un agua salada previamente tendrá un punto de ebullición más alto de un agua, sin sal. 

3. Ahora la pasta

Sea una pasta larga, o corta, o del tipo que sea, toca ponerla en la olla, justo después de añadir la sal y mantén el fuego lo suficientemente alto como para garantizar que el agua no deja de hervir en ningún momento, tampoco debes poner la tapa de la olla en este momento. 

Foto: Shutterstock. 

La clave de toda la cocción está en prestar atención al punto en que deseas poner la pasta. Si preparaste alguna salsa caliente, lo pones en un sartén lo suficientemente grande, para que contenga toda la pasta. 

Después de escurrir la pasta, ya puedes añadirla a la salsa y mezclarla hasta que se reparta homogéneamente. ¡Y listo! Tienes una pasta de concurso gastronómico. Otro tip, es que si ves que reserves un poco del agua de la cocción, para que lo añadas al momento de mezclar con la salsa, si detallas que la pasta esté un poco seca. 

Willmary Montilla - Colombia.com